martes. 19.06.2018 |
El tiempo

Equipo y afición, un tándem que suma ya cinco jornadas sin conocer la derrota

Equipo y afición, un tándem que suma ya cinco jornadas sin conocer la derrota

El Pabellón Ángel Nieto volvió a presentar una gran entrada a sabiendas de lo que se jugaba hoy el equipo. Esta vez sí, desde el minuto uno, al igual que lo jugadores, estuvieron enchufados y animando en cada acción. 

La afición del Balonmano Zamora, una vez más, no volvió a fallar. Conscientes de lo que su equipo se jugaba, jaleaban cada gol y cada parada local, y presionaban hasta el final en cada defensa zamorana.

Otra tarde más, la hinchada pistacho dio una lección de cómo aupar a un equipo en los momentos difíciles y el propio García Valiente lo definía como “Astérix y Obélix, con los irreductibles galos”.

Esta vez, a pesar de que se protestaron muchas acciones, sobre todo la última falta en ataque pitada a Adrián que daba la posibilidad a los visitantes de empatar el encuentro, la afición no acabó mosqueada con el dúo arbitral como sí ocurriera en el último encuentro.

Así por tanto, el Balonmano Zamora suma ya cinco partidos consecutivos como local sin conocer la derrota. La próxima final será dentro de 15 días contra el Balonmano Benidorm, momento en el que el club aprovechará también para hacer la foto de familia.

GALERÍA | Pulse aquí para ver las imágenes del ambiente.

Comentarios