lunes. 18.12.2017 |
El tiempo

El padre y la hermana de Agustín Villar recibieron el calor de clubes y aficionados

El padre y la hermana de Agustín Villar recibieron el calor de clubes y aficionados

Fue un Memorial sin vencedores ni vencidos. La organización no quiso premiar al ganador con una gran copa o dejar sin galardón al tercer clasificado. La tercera edición del Memorial Agustín Villar no tuvo trofeos al final del torneo. Esta vez, el recuerdo al sempiterno capitán del Zamora se produjo en los prolegómenos del choque. 

Para empezar, el subdelegado del Gobierno, Jerónimo García Bermejo, y el diputado de Economía, Antonio Iglesias, ofrecían una placa conmemorativa del encuentro a los capitanes del Real Valladolid y del CD Guijuelo. Una placa que era una réplica de la que se encuentra a la entrada del Ruta de la Plata en memoria de Agustín Villar. A continuación, el CD Guijuelo le ofreció un ramo de flores y una camiseta al padre y a la hermana del jugador de Pelagonzalo. 

Posteriormente era el capitán del Real Valladolid quien hacía lo propio con una placa y una camiseta del Real Valladolid. Antes, los tres equipos,  los directivos, las autoridades y los familiares de Agustín se realizaban la foto de familia con una pancarta de recuerdo al mediocentro zamorano. 

Por último, y antes de que el balón empezará a rodar de manera formal, los sobrinos de Agustín ilustraban el saque de honor ante el aplauso cerrado del medio millar de aficionados que no se quisieron perder el homenaje.

Comentarios