viernes. 15.12.2017 |
El tiempo

Un sentimiento que une

Un sentimiento que une

El Ramos Carrión ha sido testigo del pregón de la Semana Santa 2017, que ha corrido a cargo del periodista Sergio Martín, y de la entrega del Barandales de Honor a la Banda de Cornetas y Tambores de Jesús Nazareno.

Lleno el teatro, invadido por el olor a incienso con el que fue impregnado minutos antes de la entrada de los asistentes y preparado para acoger uno de los actos más solemnes de todos cuantos recibe a lo largo del año. El Ramos Carrión ha sido testigo del sentimiento, del "amor" y de la pasión con la que los zamoranos viven una Semana Santa que arrancó de facto hace tres días, pero que este domingo se ha pregonado como manda la tradición.

Con la nueva presidenta, Isabel García, a la cabeza, protagonista de numerosas referencias al hecho de que, por primera vez, una mujer manda sobre el destino de las cofradías, la Junta Pro Semana Santa optó por un escenario diferente, con la mesa de autoridades a un lado, el micrófono para las intervenciones en el centro y una decoración vinculada a los desfiles que celebran aniversarios en el 2017.

Por ello, la Cruz de Yugos de Coomonte y el Cristo Crucificado de Fernando Mayoral, imágenes de la Tercera Caída (75 aniversario) y de Las Siete Palabras (50), lucieron en un acto que arrancó con la actuación de un terceto de viento y con la proyección de unas imágenes de los recorridos procesionales de la Pasión zamorana.

Tras el preludio, Isabel García tomó la palabra para presentar el premio Barandales de Honor, un reconocimiento que entregó el Abad Mayor del Espíritu Santo, Juan Antonio Haedo, y que recogió Miguel Fernández, representante de la Banda de Cornetas y Tambores del Jesús Nazareno.

El momento culminante del evento llegó a continuación, con el pregón pronunciado por el periodista de Televisión Española Sergio Martín. El presentador, de 39 años, apeló al orgullo y al sentimiento; al amor, la familia y la amistad; a las anécdotas, a las vivencias, al respeto por quien siente la religiosidad y por aquel que lleva dentro la Pasión por pura tradición o por estética.

Tras las palabras de Martín, el obispo Gregorio Martínez cerró este acto que abre la puerta de par en par a una Semana Santa que es sentimiento y que une a los zamoranos. Por delante, siete días de Pasión en vena.

 

 

Comentarios
Lo más