miércoles. 13.12.2017 |
El tiempo

El jurado, gratamente sorprendido con la calidad de los platos

El jurado, gratamente sorprendido con la calidad de los platos

Xabier Gutiérrez, Manuel Hernández y Pedro Mario Pérez fueron los integrantes del jurado encargados de decidir el cuadro de honor de las jornadas. Los tres coincidían en el gran nivel ofrecido por todos e invitaron a los cocineros a seguir poniendo “pasión” en cada plato.

Las Jornadas Gastronómicas de Lechazo en Zamora se han consolidado en tan solo tres ediciones, y han conseguido que durante estas tres semanas haya aumentado el consumo de lechazo en la provincia un veinte por ciento. Durante la gala de clausura se daba a conocer el fallo del prestigioso jurado.

Un jurado que durante las primeras semanas fue amplio, pero que en la final estuvo compuesto por tres referentes en el sector: Xabier Gutiérrez, cocinero, escritor y psicólogo, director del departamento de innovación del Restaurante Arzak en San Sebastián desde el año 1990; Manuel Hernández Hurtado, periodista popularmente conocido como “Manuel HH” que dirige y presenta el programa “España vuelta y vuelta” en Radio Nacional de España de lunes a viernes; y Pedro Mario Pérez, restaurador y propietario del Restaurante El Ermitaño de Benavente, que cuenta con una Estrella de la Guía Michelín.

Manuel Hernández Hurtado habló de tres claves en la cocina: alma, corazón y vida. Además, agradeció la jornada pasada junto a Xabier Gutiérrez y Pedro Mario Pérez degustando los platos en los restaurantes de la provincia y se ofreció a la organización para participar de nuevo en la próxima edición. “Zamora tiene una materia primera excelente, pero también buenas manos”, espetaba en su discurso. Un discurso que cerraba con un claro: ¡Viva el lechazo y viva Zamora!

Por su parte, Xabier Gutiérrez reflejó la importancia de que en los cocineros exista pasión para que lleguen los resultados. “Cuando llega gente joven a nuestras cocinas yo siempre les pido pasión por lo que hacen”, comentaba, a la vez que reconocía la dificultad para ofrecer los ganadores ante la calidad de “la multitud de buenos platos degustados”. 

Por último, Pedro Mario Pérez incidió en la importancia del producto: “La cocina es producto, y en Zamora tenemos la fortuna de tener un buen producto”. Pero no se quedó ahí, y apuntó las que para él son las claves de la cocina: Producto, técnica-conocimiento y sentimiento. “Los platos tienen que estar cargados de emociones, sentimiento y cariño. Si existe, eso se transmite en los platos; y eso es lo que hemos visto precisamente en esta ronda final”, finalizaba el cocinero zamorano que espetaba para finalizar: “Me siento orgulloso de ser cocinero, de ser cocinero zamorano y de los buenos cocineros que hay en Zamora”, zanjaba.

Comentarios
Lo más