viernes. 15.12.2017 |
El tiempo

¿Tienen los zamoranos una identidad regionalista definida?

¿Tienen los zamoranos una identidad regionalista definida?

Las últimas encuestas hablan de que cada vez más se conforma un sentimiento identitario  aunque el trabajo que queda es arduo para llegar a niveles de otras zonas geográficas españolas. 

No es fácil construir identidad regionalista desde una base sociohistórica tan poco definida como en Castilla y León, aunque el trabajo parece estar dando unos frutos todavía poco maduros. Las diferentes encuestas realizadas hasta la fecha parecen dar cada vez un porcentaje superior a eso de sentirse castellano y leonés, aunque no a costa de ‘serlo’ más que de España o de la provincia en la que se nació. 

En Zamora domina la provincia, si bien la región está bien vista. Se trata de la segunda, tras Soria, que más porcentaje le da al sentimiento único de la propia provincia con el 34,4% de la población, más el 6,8% que, comparándolo con la región, también le da prioridad a Zamora. Sin embargo, castellanos y leoneses dicen sentirse también el 6,8% por el 31,7% español.

El regionalismo a través de las elecciones

Precisamente, las elecciones autonómicas pueden tomarse como un buen pulso a esa identidad regional que pueden tener. Mientras en las regiones que comúnmente han tenido un mayor arraigo partidos como el PNV, BNG o varios en Cataluña triunfaban en las elecciones en base a un discurso regionalista, en Castilla y León solo Unión del Pueblo Leonés ha tenido cierto éxito, siendo este un partido que lucha solo por una parte de la actual comunidad, por León, no sintiendo a Castilla.

En las últimas elecciones, estos consiguieron más de 19.000 votos, la mayoría de la misma provincia de León, aunque ha ido descendiendo desde su tope, en 2003, en el que sumaron más de 60.000 votos, siendo la tercera fuerza más votada. Este, además, no es el único partido regionalista leonés que, eso sí, siempre han tenido menos peso como el Prepal, entre otros.

El Partido Castellano, el de la otra parte, no ha sido nunca un partido potente en la región y en las últimas elecciones sumaron 4.500 votos, también una cifra muy baja con respecto a pasados años en las que concurrieron con otros nombres y con mejores resultados. Tierra Comunera, de hecho, llegó a triunfar en varios ayuntamientos y a tener representación en las Cortes en las elecciones de 1999.

En lo que respecta a partidos que albergan la totalidad de la actual región de Castilla y León, sus apariciones y desapariciones han sido una constante en la historia de la democracia obteniendo sus mejores resultados precisamente en 1999. En 2015, en cambio, apenas tuvo ningún peso. Todo esto último ha tenido su claro reflejo en la provincia salmantina.

“Promocionar más lo que tenemos”

El trabajo de la Junta de Castilla y León a través de la Fundación de Villalar en los últimos años ha sido el de intentar crear una identidad, casi siempre a través de la cultura. Los zamoranos, en cambio, consideran que se debería hacer un repaso didáctico a la historia y buscar aquello que nos une. Otro de los pilares fundamentales para crear sentimiento se encuentra en la propia geografía y el territorio. De hecho, varios coincidían en la necesidad de evitar que los jóvenes se marcharan a buscar trabajo fuera de la región y proponía incentivos para ello, así como en buscar la forma de que las localidades más pequeñas y alejadas de los núcleos urbanos tuvieran su importancia y pudieran fijar población.

Este último asunto parece ser el más importante en una de las comunidades más grandes y dispersas de Europa y un obstáculo casi insalvable también para otros encuestados, que opinaron que poco se puede hacer con algo que no ha sido un asunto importante y que se escenifica con una fiesta en Villalar, alejada del resto de las provincias a las que, eso sí, se acercarán este domingo a través de diversos actos.

Comentarios
Lo más