miércoles. 17.01.2018 |
El tiempo

Luciano Huerga exige respeto a la cultura y a la tradición del toro enmaromado

Luciano Huerga exige respeto a la cultura y a la tradición del toro enmaromado

El alcalde de Benavente ofreció un discurso reivindicativo pidiendo que se respetara la cultura y la tradición del toro enmaromado. Tras mucho pedirlo, los vecinos veían cumplido su deseo y a las 13.42 Luciano Huerga concedía el toro enmaromado. Previamente había concedido también el torito del alba y el toro de las peñas.

Eran más allá de la una y media de la tarde cuando el alcalde de Benavente, Luciano Huerga, aparecía en el balcón del Ayuntamiento. El pequeño retraso sobre el horario previsto no hacía más que generar más impaciencia entre los vecinos de Benavente, ávidos por escuchar de boca del primer edil del Consistorio que tendrían toro.

Nada más tomar el micrófono, Huerga alentó a las masas e hizo una pregunta clara “¿Cómo grita la plaza mayor de Benavente?”. Rápidamente, los vecinos acompañaron con un griterío abrumador. Tras eso, el alcalde de la ciudad agradeció la presencia de todos los vecinos y representantes institucionales, para, a continuación, acordarse de aquellos benaventanos fallecidos durante este año y de aquellos vecinos que, por diferentes motivos, no habían podido acudir al día central de las fiestas de La Veguilla.

A partir de ahí, la parte central de su discurso fue en tono reivindicativo, pidiendo respeto a la tradición de Benavente con su toro enmaromado: “Es el momento de recuperar lo que sentimos todos, de recuperar nuestra tradición, nuestra cultura y nuestro respeto al toro. No nos tienen que doler prendas en decir que nos gusta esta tradición. Y tenemos que exigir respeto por nuestra cultura y nuestras tradiciones”, gritaba desde el balcón Luciano Huerga, que espetaba: “Viva Benavente y su cultura taurina”.

Tras eso, y después de mucho pedirlo, Huerga concedía primero el torito del alba, después el toro de las peñas y por último el toro enmaromado. Eran las 13.42 y cerraba su discurso con un rotundo: “Viva Benavente, viva la virgen de la Vega, y viva el toro enmaromado”.

Comentarios
Lo más