domingo. 21.01.2018 |
El tiempo

¿Por qué se desencadena una adicción sexual?

¿Por qué se desencadena una adicción sexual?

Psicólogos expertos, como la Doctora en Psicología, Esther González Jové, explican las causas de los trastornos y adicciones sexuales, cuáles son los motivos y si existe un patrón común. También analizan si se observa algún tipo de comportamiento desde niños o adolescentes.

La psicóloga Esther González Jové, analiza las causas por las que se puede desencadenar la adicción al sexo, que según ella son muy diversas. González explica que el sexo en sí es una fuente de placer, pero que puede ser utilizado para aliviar nuestro malestar o nuestra ansiedad, tomando de esta manera un sentido completamente distinto. “Hay personas que empezaros a usar el sexo para escapar de los problemas familiares, personales o sociales; al igual que otras personas que han utilizado las drogas con el mismo fin”, opina la doctora. 

Que añade que de esta manera, si la persona cada vez que siente malestar recurre al sexo para evadirse, comienza a generarse ese círculo vicioso del que la persona cada vez tiene más dificultades para escapar: el malestar le lleva a mantener relaciones sexuales compulsivamente, lo que le genera culpa, y para aliviar esa culpa, recurre al sexo de nuevo. Por eso, la adicción al sexo observa como consecuencia o acompañada de otras dificultades, como la depresión, el trastorno obsesivo-compulsivo, la fobia social, la ansiedad o el abuso de sustancias como el alcohol o el cannabis.

Surgen muchas dudas sobre el porqué se provoca una adicción, ¿está la sociedad actual facilitando esto? María del Mar González, psicóloga clínica, considera que la sociedad no es la que provoca o facilita la aparición de un problema. “Todos nosotros estamos expuestos a la misma sociedad y sólo un tanto por ciento de la población padece  una adicción”, esto, según Mar González, se produce por una serie de características personales que le hacen más vulnerable o proclive a padecerlo, lo mismo que puede pasar con otras adicciones tanto con sustancias como adicciones sin sustancias como por ejemplo al móvil. 

También se ha relacionado la adicción al sexo en muchos casos con el abuso durante la infancia, sobre todo, abuso sexual. De hecho, algunos datos muestran que el 97% de los adictos al sexo han sido víctimas de abuso emocional, el 83% de abuso sexual y el 71% de abuso físico.  Por lo que parece que existe una relación entre la adicción al sexo y la vivencia de algún trauma durante la infancia.

La mayoría de las personas adictas al sexo han tenido problemas en sus relaciones, sobre todo de pareja, han tenido con frecuencia embarazos no deseados, han estado expuestos a enfermedades de transmisión sexual; ya que tienen relaciones sexuales de riesgo para la salud. A menudo tienen problemas judiciales por sus conductas de riesgo. Su adicción les lleva con frecuencia a tener ideas e intentos de suicidio, ya que tienen la sensación de que su adicción domina su vida y no la pueden controlar.

¿A qué edad se detecta?

La psicóloga experta en niños y adolescentes, Montserrat Sánchez Gálvez, explica que en niños y adolescentes no puede hablarse de adicción por ser periodos de descubrimiento y curiosidad del cuerpo humano. Las adicciones como tal comienzan a considerarse en edades más adultas. En niños y adolescentes, según los expertos, se ha producido un crecimiento en cuanto a la visita de páginas pornográficas, muy ligado al auge de las nuevas tecnologías.

Hoy en día, cualquier persona, incluidos niños, con un simple Smartphone pueden acceder a los millones de contenidos pornográficos que existen en la red. Respecto a la base genética, si ha habido casos en los que se han observado relaciones entre padres e hijos con el mismo tipo de trastorno, pero de momento no existe una evidencia científica clara al respecto.

Comentarios