jueves. 19.10.2017 |
El tiempo

Balta: “No quiero cobardes, quiero valientes. Los tengo y sé que se repondrán”

Balta: “No quiero cobardes, quiero valientes. Los tengo y sé que se repondrán”

Expulsión de Rubén Moreno. Se ha equivocado y su expulsión ha condicionado el partido. Ha sido una carga y un peso excesivo para el equipo. Es un lastre muy grande que no hemos podido superar. En un partido de tres puntos puede cambiar el contexto, pero aquí había que marcar tres goles y con uno menos era muy complicado.

Partidos de sanción. Veremos la redacción del acta, el árbitro lo ha visto claro y esperemos que sea lo mínimo. Él sabe que su acción nos ha penalizado y a ver si lo recuperamos porque es un activo del equipo. Acataremos lo que sea y veremos si se puede recurrir o no. 

Valoración general. Salimos bien, tuvimos el control del balón, robábamos fácil, los metimos atrás, lo estábamos haciendo bien. Pero ha sucedido esta acción que ha sido inexplicable. Es un chico que no da una patada, y esto ha sido algo excepcional. Estamos disgustados. Hay que olvidarlo y activarse porque queda otra oportunidad. Debemos pelear hasta el final.

Partido del interés del Mancha Real. No creo que hayamos caído en la trampa del Mancha Real. Lo hablamos en la primera y en la segunda parte. Hablamos de salir con intensidad y agresividad pero somos un equipo que no hacemos juego sucio. Ha sido una acción aislada, se le ha pasado por la cabeza y nos ha penalizado. 

Juego brusco. Ha habido un rato que nos olvidamos del fútbol y entramos en situaciones que no se corresponden con nuestra realidad. Que el árbitro se equivoque no debe hacer que perdamos la cabeza. Pero se ha juntado todo y nos hemos descentrado. Luego hemos recuperado otra vez las formas, lo hemos intentado, hemos cambiado el dibujo y no hemos conseguido meter un gol. Y a eso se une que ellos metían en la primera llegada que tenían.

Futuro. No quiero gente cobarde, quiero valientes y estoy seguro que los tengo. Se recuperarán y hay que aprender de lo que se ha hecho mal para pensar que se puede mejorar y ascender. 

Levantarse. Hay que trabajarlos psicológicamente, transmitirles mensajes positivos, recordar lo justo los errores y que no suene a reprimenda sino a una corrección. Ellos han entrado en el vestuario fastidiados pero saben que tenemos una nueva oportunidad en el mes de junio y queremos resarcirnos.

Comentarios
Lo más