miércoles. 18.10.2017 |
El tiempo

Los cuidados paliativos cubren apenas un 25% de las necesidades de la provincia

Los cuidados paliativos cubren apenas un 25% de las necesidades de la provincia

Los cuidados paliativos son aquellos que "se dan cuando se intenta aliviar síntomas, porque curar ya es imposible y el pronóstico de vida es limitado". Esta es la definición que el experto en la materia, José María Huerga, dio a los asistentes a la jornada organizada en la Alhóndiga para tratar un asunto que vuelve a situar a la provincia a la cola de un servicio sanitario. Las unidades dedicadas a prestar esta asistencia apenas alcanzan a un 25% de los enfermos que precisan de ella en Zamora.

Para apuntalar este dato con cifras concretas, otra de las ponentes, Nieves Turiel, señaló que, en el 2014, 626 personas murieron en la provincia tras sufrir un cáncer. "La Unidad está viendo a unas 120 anuales", aseguró. "En Castilla y León se calcula que se alcanza a un 50% de la población en pacientes oncológicos; en Zamora, es alrededor del 25%", confirmó la responsable sanitaria.

En ese sentido, Turiel insistió en la importancia de dotar de más medios a las unidades de cuidados paliativos: "Había una unidad hospitalaria que se cerró en el 2012 y ahora solamente hay seis camas que no tienen una ubicación concreta. Como personal específico solo hay una médica y el resto son enfermeras de planta sin una formación concreta en eso", subrayó la facultativa, que recordó que "en atención domiciliaria tan solo hay una unidad".

Esa escasez de medios provoca que, a la hora de proceder a prestar el servicio en las casas, sea "imposible" llegar a toda la provincia: "Lo que se hace es dar atención a Zamora capital y a un radio de treinta kilómetros a la redonda. Toda la zona que queda fuera únicamente cuenta con la asistencia del médico de familia y la enfermera. Es una situación muy injusta", aseveró Turiel.

Así las cosas, la ponente del acto organizado por la Plataforma en Defensa de la Sanidad Pública insistió en la necesidad de contar "al menos, con otra unidad domiciliaria y con una hospitalaria mejor dotada". También reclamó "apoyo psicosocial integrado en la unidad de paliativos" y denunció que "el funcionamiento actual está totalmente descoordinado".

CATALUÑA, A LA VANGUARDIA

José María Huerga también habló de la situación en el resto de España. En el conjunto del país existen 400 unidades de paliativos: "Casi 200 las pone Cataluña, que está muy bien. Castilla y León no tanto", lamentó el experto.

 

 

Comentarios
Lo más