lunes. 19.02.2018 |
El tiempo

"El esfuerzo de los opositores de enfermería podrá tener recompensa en un futuro inmediato"

"El esfuerzo de los opositores de enfermería podrá tener recompensa en un futuro inmediato"

El consejero de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Antonio María Sáez Aguado, ha comparecido este lunes ante la Comisión de Sanidad de las Cortes autonómicas para informar sobre la convocatoria y suspensión cautelar de las oposiciones de enfermería. Suspensión que se produjo apenas una semana antes de celebrarse el examen al admitir el Tribunal Superior de Justicia un recurso del Gobierno porque con esta oferta pública de empleo la Junta incumplía el equilibrio financiero.

"El propósito ha sido el de facilitar mayor estabilidad en el empleo a nuestros enfermeros y a nuestras enfermeras. Este propósito se ha visto frustrado provisionalmente y a esa frustración se ha añadido la de muchos profesionales que han depositado sus expectativas, sus intereses y su esfuerzo en la preparación y, en su caso, la superación de este proceso selectivo. Personalmente y en nombre de quienes trabajamos en la Consejería quiero reiterar nuestras disculpas por la frustración de esas expectativas y trasmitirles un mensaje de esperanza: su esfuerzo podrá tener recompensa en un futuro inmediato, pues como después señalaré, vamos a hacer todos los esfuerzos posibles para reactivar esta convocatoria y acelerar nuestro trabajo para hacer posible una nueva convocatoria en los primeros meses del próximo año", comenzó su intervención Sáez Aguado.

Tras justificar la necesidad de esta oferta pública de empleo para desmentir que fuera una medida electoralista, el consejero de Sanidad culpó de la situación actual al Gobierno por recurrir unas oposiciones que en otras comunidades autónomas sí se han permitido y lamentó que el Tribunal Superior de Justicia no haya atendido los razonamientos jurídicos que sí se admitieron en otras regiones. "Sirva de ejemplo la convocatoria del Servicio Canario de Salud de 1.234 plazas de enfermeros correspondiente a la Oferta de Empleo Público del año 2007. Una convocatoria realizada hace casi un año, publicada el 15 de diciembre de 2014 que todavía sigue viva, que nadie ha paralizado o suspendido. Sí existen, como sabemos, pronunciamientos de distintos Tribunales Superiores de Justicia (y de juzgados) sobre la materia, que adoptan soluciones contradictorias", añadió.

No obstante, desde la Consejería de Sanidad han realizado diversas propuestas en la reunión de la Mesa Sectorial del pasado viernes. Concretamente, acumular las plazas ofertadas en las OPEs de 2014 y 2015 que cumplen los requisitos señalados en el Auto de la Sala de Valladolid del Tribunal Superior de Justicia, un total de 596, a las previstas en la oferta pública de empleo para 2016, que provisionalmente se estiman para Sacyl en 682 (esta cifra no es definitiva a la espera de actualizar los datos a 31 de diciembre). Con ello, aprobar la oposición de la Junta para 2016 en el mes de febrero incorporando las plazas correspondientes al 100% de la tasa de reposición en centros sanitarios (estimadas hoy en 682).

En conjunto permitirá convocar en el primer semestre de 2016, al menos 1.287 plazas a oposición, siendo al menos 347 plazas de enfermería y en torno a 200 de Médicos de Familia de EAP en el mes de marzo de 2016. Las restantes serán convocadas antes de finalizar el mes de junio: 244 de médicos de 20 especialidades hospitalarias; 118 de Técnicos en Cuidados Auxiliares de Enfermería; y 263 de diversas categorías (matronas, fisioterapeutas, Técnicos de varias especialidades, celadores, operarios y personal administrativo y de gestión). Adicionalmente se convocarán en promoción interna 60 plazas de enfermero, 40 de médicos de familia y cinco de trabajadores sociales.

También ha propuesto Sanidad agilizar la negociación de las bases de estas convocatorias ha sido un compromiso asumido por el conjunto de la Mesa Sectorial. Su resolución contribuirá a mejorar la estabilidad en el empleo público sanitario, pero solo parcialmente. En el caso de los enfermeros, los 407 puestos que se convocarán (347 a oposición y 60 a promoción interna), permitirán reducir la tasa de interinidad desde el 19 al 14%. También me he comprometido a estudiar la propuesta realizada por varias organizaciones sindicales sobre viabilidad de una OPE extraordinaria. Pero la solución del problema de la interinidad requiere cambios normativos que permitan incorporar en las Ofertas de Empleo Público plazas ya ocupadas por interinos; esta iniciativa no modifica los criterios de las Leyes de Presupuestos del Estado para limitar las OPES dado que no supone incrementos en el gasto público y, por lo tanto, no afecta a la estabilidad presupuestaria.

Comentarios