miércoles. 22.11.2017 |
El tiempo

Abaratar los costes y mejorar la competitividad, claves para la recuperación de la remolacha

Abaratar los costes y mejorar la competitividad, claves para la recuperación de la remolacha

El presidente regional de Asaja, Donaciano Dujo, apuntó en las últimas horas en Salamanca al abaratamiento de los costes de producción y a las mejoras en la competitividad como claves para que la remolacha recupere su status.

Dujo, apuntó que el trabajo conjunto de todos los agentes implicados ha intentado dar seguridad y estabilidad a un cultivo tan importante que, “desgraciadamente, no es lo que era”. Dujo rememoró los tiempos en que “teníamos un millón de toneladas de cuota y se pagaba la tonelada a 50 euros”. La posterior bajada drástica y catastrófica de la producción y el precio ha hecho que el sector “haya tocado suelo”.

En los prolegómenos de la jornada organizada por Remolachera Salmantina, en la que colabora Asaja, Dujo explicó que España consume 1,3 millones de toneladas de azúcar y produce medio millón. El objetivo es poder producir lo que se consume, resaltó. De las 70 toneladas por hectárea en el año 2000, se ha pasado a 110 en la actualidad y el objetivo es llegar en 2020 a las 125-135 por hectárea, avanzó el presidente. De igual modo, apuntó Dujo, se intentará seguir aumentando las hectáreas de siempre con la vista puesta en llegar a las 40.000 cultivadas. Hoy por hoy, son 26.000 las que se dedican a la remolacha en Castilla y León.

El máximo responsable regional de Asaja quiso dejar claro que, a pesar de todo, el remolachero es el único sector en el que los agricultores tienen seguridad hasta 2020. “No se ha conseguido todo lo pretendido pero todas las partes han cedido un poco para lograr que el cultivo de la remolacha tenga futuro y que en condiciones de trabajo y siembra sea rentable”.

Los remolacheros de la región reciben por dos vías diferentes ayudas de hasta 900 euros por hectárea. Teniendo en cuenta que el precio que cobran por tonelada producida es de 33 euros, la cantidad global puede rondar los 42 euros, “una cantidad garantizada hasta 2020 y que el agricultor cobrará con rapidez”, apuntó Dujo, congratulado porque “no se va a perder el tiempo como hasta ahora”.

Comentarios