viernes. 17.11.2017 |
El tiempo

Hoy hace cien años que el Puente de Requejo rompió el aislamiento entre Aliste y Sayago

Hoy hace cien años que el Puente de Requejo rompió el aislamiento entre Aliste y Sayago

El día 15 de septiembre de 1914 se inauguró el Puente de Requejo, que contribuía de forma decisiva a romper el tradicional aislamiento entre las comarcas de Aliste y Sayago.

El puente, que todavía es denominado por mucha gente 'Puente Pino', marcó un hito, no solo por la audacia en su ejecución y por su belleza, al incrustarse a la perfección en el entorno natural de los Arribes del Duero, sino también por facilitar de un modo inusitado la comunicación entre alistanos y sayagueses.

La estructura, que une los términos municipales de Pino del Oro y de Villadepera, tiene un arco de 120 metros de luz, una altura de 90 y una longitud de 190.

Se trata de una de las infraestructuras más conocidas y representativas de la provincia de Zamora, que atrae la atención del visitante y que sigue figurando como una referencia en los libros especializados de ingeniería civil. “En la época anterior a los puentes de hormigón, que empezaron hace relativamente poco tiempo, el Puente de Requejo fue de mayor luz y altura de toda España”, señala Gema Armada, organizadora, junto con el fotógrafo de Bermillo de Sayago, Álvaro San León, de la exposición ‘190 metros’, que pudo verse en Bermillo y en Villadepera el pasado mes de agosto. “El ingeniero, José Eugenio Rubera, tuvo muy claro que quería construirlo de la forma más económica y llegó a hacer doce comparaciones distintas de modelo de puente. Entre esos modelos, barajó el de Eifeel, que era el de más renombre del momento, pero vio que salía más caro. Al final, la opción que tomó fue la de una estructura más ligera y menos problemática de ejecución”, añade. “Fue un momento decisivo porque unió Aliste y Sayago, que ya sufrían un gran aislamiento. Por eso, este puente se convirtió en un punto de comunicación especial, en todo un símbolo, encajado en las Arribes del Duero”, señala Álvaro San León. “En 2002, yo abrí una tienda de fotografía en Alcañices y estuve cruzando este puente hasta 2010, prácticamente, día sí y día no. Esta columna del acceso al puente, que pone ‘Sociedad Duro Felguera. Asturias. 1914’ la tengo grabada y, este año, aprovechando que era el centenario, lo propusimos en La Mayuela y salió adelante”, comenta, en alusión al entonces grupo siderúrgico más destacado de España, que está grabado de forma muy visible en una columna metálica.

La Agrupación Cultural La Mayuela, de Bermillo de Sayago, otorgó especial relevancia al centenario del Puente de Requejo y centró en la conmemoración parte del amplio programa de actos desplegado desde el 26 de julio hasta el 30 de agosto.

Comentarios