jueves. 23.11.2017 |
El tiempo

El trabajo efímero de los floristas

El trabajo efímero de los floristas

Rosas blancas y de color champán, lisianthus morados, alhelís, orquídeas o dendros son algunas variedades de las flores que ya adornan las imágenes de Nuestra Madre de las Angustias. Un trabajo efímero siempre comentado pero quizá poco valorado. “Es cierto que la función del adorno floral es la de acompañamiento, nunca puede destacar más que la imagen”, aclara Jesús García. 

El joven zamorano regente de Florart debuta esta Semana Santa embelleciendo los pasos que desfilarán a medianoche por las calles de la capital. Una “gran responsabilidad” que ha asumido con mucho orgullo y tesón. Aunque desde la directiva de la Cofradía le han dado libertad absoluta para realizar su trabajo, “siempre hay unas leyes marcadas no escritas”, comenta el artista. 

Las tonalidades rosáceas o la utilización del blanco o el salmón son algunos de los cánones establecidos. Además, “los pasos se caracterizan por el predominio de la flor en detrimento de las hojas verdes por ejemplo del helecho”, añade. Sin embargo, Jesús García se ha permitido la licencia de incluir rosas de color violáceo, un color ligado a los días de Pasión de Jueves y Viernes. Asimismo, el joven zamorano ha dejado plasmado su sello personal incluyendo eucaliptos teñidos en oro en la mesa de Nuestra Madre, un guiño a los bordados de su manto que esta noche volverá a deslumbrar por las calles de la capital mostrando el dolor de una madre por la pérdida de su hijo.

Comentarios
Lo más