jueves. 23.11.2017 |
El tiempo

La implantación de Zonas 30 supone una reducción media de un 20% en los accidentes mortales

La implantación de Zonas 30 supone una reducción media de un 20% en los accidentes mortales

La directora general de Tráfico, María Seguí, y el secretario y coordinador técnico de la Asociación Red de Ciudades que Caminan, Pablo Barco, han firmado un convenio de colaboración para el desarrollo de actividades conjuntas tendentes a mejorar la seguridad vial, fundamentalmente en lo que a peatones se refiere.

La firma de este convenio radica en que ambas entidades tienen objetivos comunes en lo que a movilidad urbana se refiere, tales como la promoción de los desplazamientos a pie, en bicicleta o en otros modos de transporte sostenible o los beneficios que supondría la implantación de áreas con velocidad máxima de 30km/h en las ciudades, para hacer que la movilidad urbana sea segura y sostenible.

Según se recoge en el informe ‘Ventajas de la reducción de velocidad de 50 a 30 km/h en determinadas zonas urbanas’, realizado por el Instituto Universitario de Investigación de Tráfico y Seguridad Via, reducir la velocidad media un 5% reduciría las cifras de accidentes con heridos un 10% y un 20% en los mortales, según el Power Model de Nilsson.

Además, según otros estudios si se redujera la velocidad media tan solo 1 km/h conllevaría un descenso de la frecuencia de accidentes del 3%. Por tanto, las zonas 30 traerían consigo una reducción significativa de la accidentalidad y de las víctimas, especialmente en los accidentes con peatones, que según la OCDE y la IFT (International Transport Forum) son los más frecuentes en áreas urbanas y en los que la velocidad tiene una relación directa con las probabilidades de supervivencia del peatón atropellado.

Según la Organización Mundial de la Salud, en un atropello a 50 km/h el riesgo de muerte es  ocho veces más alto que si se produjera a 30km/h. En un atropello a 64km/h, el 85% de los peatones mueren; a 48Km/h fallecen el 45%; mientras que si la velocidad es de 32 km/h sólo fallecen el 5%.

La implantación de zonas 30 en determinadas áreas de las ciudades no es una medida nueva, en países como Holanda, Suiza o Dinamarca ya lo implantaron en la década de los 70 y 80. En dichos países, la rebaja del límite de velocidad de 50 km/h a 30km/h en determinadas zonas, supuso un descenso medio de un 25% en los accidentes con heridos. Además de la reducción de la accidentalidad, las Zonas 30 mejoran los niveles de ruido, reducen las emisiones contaminantes, producen una circulación más suave y mejora la habitabilidad y sostenibilidad de las ciudades.

Comentarios
Lo más