viernes. 15.12.2017 |
El tiempo

La Santa Merienda cata la gama de cervezas de Abadía de Aribayos

La Santa Merienda cata la gama de cervezas de Abadía de Aribayos

El enólogo, Bernardo Fariña, enseña a la Asociación Cultural y Gastronómica los secretos para elaborar una cerveza artesana de empaque en Moraleja del Vino.

La pequeña historia de una empresa muy familiar y sus productos artesanos y de calidad fue el motivo de la cata que la Asociación Cultural y Gastronómica “La Santa Merienda” organizó el pasado fin de semana para una treintena de socios y amigos en un marco idóneo como los bajos de la Cervecería “El Colmado”. Los protagonistas elegidos fueron las cervezas artesanas y el vino que elabora “Abadía de Aribayos” en Moraleja del Vino (Zamora).

Bernardo Fariña, “alma mater” de esta industria, junto a su mujer Adela Martínez, fue el encargado de dirigir una cata que empezó exponiendo los distintos de cebada que se utilizan en la elaboración de la gama de 6 cervezas que elabora Abadía de Aribayos, cómo se obtiene la malta de la cebada, partiendo de la fermentación alcohólica, que constituye el ingrediente esencial de la cerveza, presentando los tipos de lúpulo que intervienen en el proceso de fabricación y cómo conjugando con las levaduras utilizadas se obtienen cada uno de los tipos de cerveza que presenta.

Una vez conocido los detalles técnicos llegó la hora de probar, catar al igual que el vino, cada uno de los modelos. Como en los buenos caldos, en la cerveza los catadores tienen que exprimir al máximo el olfato y el gusto para descubrir mediante los sentidos las virtudes que atesora un producto tan habitual en la dieta mediterráneo y cuya elaboración artesanal en nuestra tierra es, todavía, desconocida en una gran parte de los consumidores. Los comensales abrieron boca con “la rubia”, la más suave de la gama cuyo aroma afrutado y sabor amargo fue acogido con gran entusiasmo por la mayoría de los asistentes.

El segundo envite fue de la conocida como “Z-ipa”, su esencia en olor y sabor la aporta el lúpulo silvestre con la que es elaborada. La tercera ronda fue para “la bici verde”, una cerveza elaborada con especial mimo para este conocido “gastrobar” de la capital, hecha para maridar con la frescura de sabores que producen las ensaladas o los quesos. Su estilo inglés fue de lo más aplaudido de la velada. Velada que continuaba con la “Z-Abadía” una de las imágenes franquicia de Abadía de Aribayos donde se conjugan la malta de trigo y la malta de cebada, con la que es fácil entender cómo disfrutar de una cerveza que tiene mucho cuerpo y permanencia en la boca.

La noche culminó con una prueba para los más atrevidos. La “Mesopotamia Imperial” Su graduación alcohólica, 8,2 %, la convierte en un la gama más alta del producto, con aromas de café y chocolate, un intenso sabor y amargor que sorprende porque evita que sobresalga el grado de alcohol. En la cata también estuvo presente el “RAST” un vino 100% tinta de Toro, elaborado barrica de roble que fue el complemento ideal junto a unos huevos con jamón y patatas elaborados en la cocina de El Colmado que sirvieron para digerir una magnífica cata de las cervezas artesanas de “Abadía de Aribayos”.

La Santa Merienda abre el mes de diciembre con esta actividad para seguir potenciando los productos y la cultura gastronómica de nuestra tierra. La Asociación sigue su periplo de actividades que continuarán en las próximas fiestas con la celebración de una comida de hermandad entre sus socios y un brindis con espumoso de la tierra a finales de mes.

Comentarios
Lo más