Asaja cierra un año de “buena cosecha” aunque denuncia los “bajos precios”

El ejercicio estuvo marcado por la pandemia, además de las movilizaciones, el nuevo presupuesto de la PAC y la normativa medioambiental para la coexistencia de la ganadería y las especies salvajes.

0 Comentarios

La organización agraria reclama una reforma de la legislación.
La organización agraria reclama una reforma de la legislación.

La organización agraria Asaja hizo en las últimas horas balance del último año en el campo de Castilla y León. Un ejercicio que arrojó una “buena cosecha”, en palabras de su presidente autonómico, Donaciano Dujo, con “grandes producciones, tanto agrícolas como ganaderas”, pero que no se han traducido en rentabilidad de las explotaciones por los “bajos precios”, debido a "la especulación de los intermediarios, que han querido hacer el agosto a nuestra costa”.

En este sentido, el presidente de la opa cifró en “cerca de diez millones de toneladas” la producción entre maíz y cereal. “Volvemos a ser el granero de España”, tituló, añadiendo que también fue abundante la cosecha de remolacha, patata, vino, girasol o forrajes. Sin embargo, la organización lamentó en boca de su presidente que esa producción no se haya traducido en rentabilidad. “Estamos al pie del cañón denunciando que los almacenistas que nos compran el cereal nos han engañando. Es injusto que cuando España es deficitaria en producción, aquí nos quieran comprar mucho más barato”, denunció, ejemplificando con la patata que "multiplica por diez" su valor en el supermercado.

Por otro lado, Dujo resumió el año en cuatro hechos “trascendentales”, que marcaron la evolución del campo. En primer lugar, las manifestaciones del sector que, “de manera unida” reclamaron con 'tractoradas' una mayor rentabilidad para las explotaciones agroganaderas. En este sentido, el presidente de Asaja quiso dar las gracias a la sociedad “porque entendió el problema y se puso de nuestra parte”.

Sin embargo, el factor que más ha determinado el año ha sido la pandemia del COVID-19. “Se nos declaró sector esencial y en este periodo hemos tenido que trabajar y sortear las dificultades para producir alimentos. La pandemia nos obligó a cambiar modelos de trabajo, y no hemos sido ajenos a las enfermedades, pero teníamos muy claro que los consumidores no se tenían que preocupar porque nosotros íbamos a hacer lo que siempre hacemos: producir”, relató.

De igual manera, Donaciano Dujo reconoció que han tenido “muchas dificultades a la hora de vender a precios justos”, especialmente en los productos de mayor valor, como "las partes nobles del vacuno, el lechazo, el cabrito, el cochinillo, los vinos o las patatas, que han tenido que vender a pérdidas”. La “indignación”, prosiguió, “viene cuando vemos que hemos recibido menos retribución y, sin embargo, el consumidor ha tenido que pagar un 20 por ciento más”, concluyendo que “la industria agroalimentaria y la distribución roba a los agricultores y engaña al consumidor, cobrando un precio excesivo por algo que ha adquirido a precio de saldo”.

En otro orden de asuntos, el presidente autonómico de Asaja se quejó por la falta de incremento en el presupuesto de la Política Agraria Común. “Necesitamos una PAC que sirva para producir, no basada en restricciones que nos van a hacer menos competitivos respecto a las producciones de América, Asia, Japón o Rusia. Todo para que venga la soja transgénica de Estados Unidos, la carne con antibióticos de Argentina o la miel de China”, enumeró.

En términos mediambientales, Donaciano Dujo remarcó que “el sector ganadero es la base territorial y cumple un papel fundamental en la defensa del medio ambiente”. Por eso se quejó de que algunas normas estén “echando” a los ganaderos del territorio. “Aparece un lobo asesino muerto, es noticia y se llevan las manos a la cabeza todos los políticos, pero aparece un rebaño entero muerto y no pasa nada", lamentó. Recordó además que hay 250.000 cabezas de ganado menos que el año pasado en Castilla y León y 500 ganaderos menos.

Por ello, Dujo se quejó de “los gobiernos” porque “criminalizan” al sector primario. “Esta gente hace política para que desaparezca la producción del medio rural. ¿Quieren agricultores de sofá? Pues nosotros queremos agricultores de tractor y ganaderos de explotación”, sentenció, antes de reconocer que “las cosas no han mejorado” y anunciar que “en el momento que se pueda vamos a volver a salir a la calle en unidad de acción para reivindicar las soluciones que no tenemos”.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Lo más leído