El precio de los desfibriladores puede variar, pero el abanico se sitúa, habitualmente, entre los 1.000 y los 1.600 euros, según la consulta realizada por Zamora24horas a 'Proyecto Salvavidas', una de las entidades que se encarga de distribuir este tipo de aparatos.

Por su parte, uno de los miembros de Cruz Roja en Zamora, Alejandro Hernández, confirma este punto y habla de unos 1.500 euros más lo que pueda costar la vitrina: "No es un gran desembolso, pero tampoco es la calderilla para el café", apunta.

Sea como fuere, dotar a las cuatro instalaciones principales de la capital, Ruta de la Plata, Ángel Nieto, Ciudad Deportiva y Valorio, de este aparato, apenas superaría, en el peor de los casos, los 6.000 euros de inversión.

SEMIAUTOMÁTICOS

Los desfibriladores que se suelen instalar en lugares públicos son los llamados semiautomáticos, aquellos que van indicando a la persona que los usa qué es lo que debe hacer en cada momento. Por eso, a través de una formación mínima, pueden ser utilizados por gente sin preparación sanitaria.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído