Defienden la subida del salario mínimo a 1.100 euros para reducir la brecha de género

EP

16 Comentarios

Billetes de euro, dinero, PIB   EUROPA PRESS   ARCHIVO
Billetes de euro, dinero, PIB EUROPA PRESS ARCHIVO

UGT sostiene que el aumento del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) hasta 1.100 euros en 2023 reduciría la brecha de género y podría beneficiar a entre 2,6 y 2,8 millones de personas asalariadas, lo que supone el 16% del total.

Esto implicaría, según el sindicato, "un aumento muy importante respecto a los potenciales perceptores en 2022, que podría alcanzar 800.000 personas, debido, por una parte, a que el aumento del salario mínimo sería mucho mayor que las subidas de convenio y, por otra, al importante aumento del empleo asalariado en 2022, de 429.000 personas".

Según datos del sindicato, del total de personas perceptoras en 2023, seis de cada diez serían mujeres, lo que supone 1,75 millones frente a 1,1 millones de hombres. Con la subida del SMI a 1.100 euros habría un 55% de mujeres beneficiarias más que hombres. Además, el porcentaje de mujeres perceptoras del SMI sobre el total de asalariadas rondaría el 20%, frente al 12% de los hombres.

Por ello, debido a esta mayor repercusión sobre las mujeres, una subida del SMI del 10%, como la propuesta por UGT, "ayudaría a seguir reduciendo la brecha salarial, que sigue siendo elevada". "Las mujeres siguen teniendo en general salarios más bajos y ocupan mayoritariamente algunos sectores muy afectados por el SMI, como Empleadas de Hogar u Hostelería, por lo que el aumento del salario mínimo las beneficia en mayor medida", ha añadido UGT.

El sindicato sostiene que la subida de años anteriores ha ido reduciendo el número de días que las mujeres trabajan gratis en España. "En 2016, cuando el salario mínimo era de 655,20 euros, las mujeres trabajaban gratis un total de 52 días, según Eurostat. En 2020, con el salario mínimo en 950 euros, trabajan gratis 34 días al año". Para UGT "las personas que menos tienen no pueden quedarse atrás"

Según UGT, países europeos están aplicando subidas al salario mínimo superiores al 10% como han hecho los Países Bajos (10 %), Bélgica (13 %), Polonia (14,6 %) y Alemania (15 %).

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Hoy en Portada
Lo más leído