José Luis Rojo sitúa en el 3% el ritmo de recuperación de la Comunidad en 2021 y 2022

El coordinador de la red Hispalink en Castilla y León asegura que a finales de 2022 la economía estará “entre 3,5 y cuatro puntos” por debajo de su valor de 2019

0 Comentarios

 Alfonso Fernández Mañueco
Alfonso Fernández Mañueco

El catedrático de Economía Aplicada de la Universidad de Valladolid (UVa) y coordinador de la red Hispalink en Castilla y León, José Luis Rojo, estimó que la recuperación de de la Comunidad, se situará en el entorno del tres por ciento en 2021 y 2022, cuando previsiblemente se cerrará el año “entre 3,5 y cuatro puntos porcentuales por debajo de su valor de 2019 en términos reales”.

Rojo advirtió de que el escenario básico, que sugería una duración muy limitada de la pandemia, “se ha mostrado equivocado”, y desde el verano de 2020 se está asistiendo a un “recrudecimiento” de la actividad vírica en contagios que sugiere que “hasta mediados de 2021 las restricciones a la actividad y los riesgos sanitarios podrían ser importantes, retrasando los ritmos de recuperación económica, y condicionándolos a la intensidad temporal y la difusión geográfica de la vacunación”.

Así, sentenció que resulta por tanto previsible que el incremento de la actividad económica en 2021 sea “más modesto que el previsto” y la paralización de la recuperación afectará previsiblemente a todo el entorno económico español y europeo, así como a las economías americanas. En resumen, dijo a Ical, la recuperación de 2021, que cifraban en un primer momento en unos cinco puntos porcentuales para Castilla y León, podría ser inferior, manteniéndose en el entorno del tres por ciento, y ritmos similares para 2022. En este escenario, “al finalizar 2022 la economía regional se encontraría entre 3,5 y 4 puntos porcentuales por debajo de su valor de 2019 en términos reales”.

Rojo remarcó que es “indudable” que Castilla y León se ha sumergido en una “dramática crisis sanitaria, social y, por supuesto económica, de una profundidad hasta ahora desconocida, y cuya duración no puede determinarse”.

Red Hispalink apuntó a finales de marzo de 2020, en lo más agudo del confinamiento, por una caída anual del PIB regional entre el cuatro y el ocho por ciento, con una actividad productiva limitada entonces a lo más esencial y con una duración prevista en el entorno del segundo trimestre de 2020 o tal vez algo superior, un escenario irreal.

El economista constató asimismo que las respuestas de las economías europea, nacional y regional se orientaron entonces a un sostenimiento de rentas mediante una transformación de despidos en ERTEs y ciertas medidas sociales para las situaciones más dramáticas.

Asimismo, constató que también se manifestaron en ciertas ayudas a las empresas, en la forma de pagos directos y sostenimiento financiero en la forma de aplazamientos y avales, y “se ha podido constatar que, en general, dichas respuestas han sido insuficientes, y manifiestamente lentas en su diseño y aplicación”.

Empleo

El catedrático de la UVa también comentó a Ical, que la valoración de la crisis actual en términos de empleo “no es sencilla”, porque los ERTEs han significado una disminución “artificial” en el desempleo y en la actividad que dificulta la evaluación de los previsibles ritmos de contratación. “Parece indudable que la actual contracción dificultará la mejora en empleo y salarios, especialmente para los ocupados con mayores carencias en formación”, dijo, para aclarar que sus previsiones, “a las que resulta difícil poner cifras”, apuntan a que “el empleo se recuperará con más lentitud que el valor añadido por la economía”.

José Luis Rojo reconoció que “ciertamente, son posibles escenarios más optimistas para los próximos años, si bien hoy día no se les concede una gran verosimilitud”. Aseveró que es preciso recordar que Castilla y León iniciaba 2020 en un escenario de desaceleración, con ritmos positivos, pero de menor entidad que en los años anteriores, y que el Brexit pasará factura de alguna manera, a las exportaciones regionales.

Así, las dificultades en empleo y salarios “dañarán, sin duda, el crecimiento del consumo regional de las familias, y la Unión europea se planteará en algún momento el reequilibrio de las cuentas públicas”, advirtió. En definitiva, Rojo sentenció que “parece que las mayores probabilidades en el análisis de escenarios apuntan a riesgos en la zona negativa, con lo que la salida de la crisis podría ser algo más lenta que en las estimaciones centrales”.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído