La oposición le pide el Ayuntamiento de Zamora un plan integral en el Casco Antiguo y en Tres Cruces

El consistorio se adhiere al acuerdo de la Junta de Castilla y León para la revisión extraordinaria de precios en los contratos de obras por la subida de los materiales

Pleno de abril del Ayuntamiento de Zamora
Pleno de abril del Ayuntamiento de Zamora

El Pleno del Ayuntamiento de Zamora del mes de abril se ha celebrado de nuevo de forma presencial en el Ayuntamiento tras dos años de pandemia, y ha comenzado con dos minutos de silencio por las cuatro mujeres muertas este mes en España víctimas de violencia de género. En este Pleno de la vuelta a la normalidad se aprobó definitivamente la modificación de la Ordenanza del Impuesto sobre el Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana, con el fin de adaptarla a la reciente jurisprudencia del Tribunal Constitucional respecto de las plusvalías municipales.

El consistorio ha aprobado la adhesión a un acuerdo de la Junta de Castilla y León del pasado 21 de abril en el que se establece la posibilidad para el propio gobierno regional y las corporaciones locales de la Comunidad Autónoma, de la aplicación del Real Decreto Ley del Gobierno, de fecha 1 de marzo, sobre medidas para la mejora de la sostenibilidad del transporte de mercancías por carretera y del funcionamiento de la cadena logística, en el que se establece la posibilidad de revisar los precios de los contratos de obras de forma extraordinaria, ante la subida inusual de precios derivado de la escasez de suministros. La adhesión a este acuerdo dota a las entidades locales de una habilitación legal para poder aplicar, en el ámbito de sus competencias, la referida revisión extraordinaria de precios de los contratos de obras, siempre que así se acuerde por el órgano competente.

La oposición, en la tarde de este jueves, en el apartado de mociones, pidió un plan integral del Casco Antiguo que contó con el apoyo de Ciudadanos y el PP, pero no pasó la urgencia; y un plan para las Tres Cruces, con los votos a favor de PP, PSOE y Ciudadanos, que tampoco pasó la urgencia y que dejó sin debate este aspecto de dos lugares fundamentales para el crecimiento de la ciudad.

Fue la modificación inicial de la Ordenanza de Alcantarillado, que fue aprobada con los votos a favor de Izquierda Unida y PSOE y la abstención de Ciudadanos y PP, el punto de mayor debate en el Pleno por un informe del interventor que habla del pago de más de 13.000.000 de euros del consistorio a la concesionaria por encima de lo que se debería haber pagado a lo largo de los 18 años de este contrato. El informe del interventor, que cuenta también con contrainformes de Secretaría  y del Área de Obras, no fue llevado a la Comisión de Hacienda por lo que Ciudadanos y PP decidieron abstenerse. Finalmente se aprobó esta modificación que regula la autorización de las conexiones a la red general de alcantarillado, la evacuación de las aguas residuales y su  tratamiento para depurarlas. La cuota se aplica en función del volumen de agua consumida por periodos bimestrales y se establecen tres tipos de gravamen para los usos domésticos, industriales o comerciales; así como la tarifa aplicable al convenio con Roales del Pan y Valcabado, en este caso por metros cúbicos de vertido.

También se aprobó una modificación de créditos por importe de 387.356,48 euros para acometer diversas obras y actuaciones municipales, entre ellas instalaciones fotovoltaicas en centros deportivos, iluminación y otras dotaciones de la sala de exposiciones y salón de actos de la Alhóndiga o la concesión de subvenciones nominativas. Y se efectuó una corrección de errores materiales de transcripción en las dos modificaciones de créditos anteriores.


Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Hoy en Portada
Lo más leído