El parkour gana terreno en Zamora: “No es un vandalismo que empeore la ciudad”

Bajo el nombre ‘Parkour Zamora’, Marco Martín busca impulsar un deporte que se ha ido popularizando desde hace una década y que trata de ganar su espacio en la provincia

Parkour Zamora (108)
Parkour Zamora (108)

Moverse saltando obstáculos, adaptándose a los lugares donde uno se encuentra para ir de un lado a otro de la manera más rápida y solo con la ayuda del cuerpo. Ese es el gran aliciente de una práctica como el parkour que, desde hace más de una década, ha ido calando en la sociedad española y zamorana.

Buscando de ganarse un mayor espacio en la capital del Duero surgió el grupo ‘Parkour Zamora’, una iniciativa creada por Marco Martín y otros dos amigos hace cinco años con el único aliciente de “buscar zonas donde poder practicar, poder mover documentos interesantes sobre el parkour y vídeos de la gente que lo practica”.

Bajo dicho paraguas ha ido creciendo una actividad de la que se imparten clases de entrenamiento. “En Zamora hay bastante gente de todas las edades practicando”, explica Martín, dejando claro que es algo que “va en aumento” y “ha mejorado bastante en los últimos años”.

Parkour Zamora. FOTO DAVID BARRUECO
 

Acercándose principalmente al mirador de Viriato, las Viñas, los Bloques o antes en las escaleras de la Vaguada, los deportistas que buscan superarse a través del parkour siguen creciendo en número en Zamora. Sin embargo, la edad media se encuentra entre los 10 y los 13 años, según Martín, quien también apunta a que hay mayores apuntados a las clases para seguir mejorando.

Con alrededor de 60 personas entrenando a lo largo de Zamora, Marco Martín espera que la cifra aumente hasta casi el centenar al haber sido contactado para dar clases extraescolares en algunos colegios e institutos. Un cambio sustancial respecto a hace unos años cuando el parkour reunía a apenas una decena de personas en la capital.

Pero el parkour en ocasiones genera malestar entre los viandantes. “La gente mayor lo ve como vandalismo y como que quienes lo practican van a deteriorar el entorno”, lamenta Martín, dejando claro que “no es un vandalismo que empeore la ciudad”.  

Ahora, con el crecimiento de esta actividad y donde las mujeres también empiezan a ganar espacio, el objetivo de todos los aficionados al parkour pasa por lograr una reclamación que llevan ejerciendo desde hace cuatro años: una zona accesible para que los niños puedan practicar con mayor seguridad.

Seguridad que esperan alcanzar cuanto antes con unas instalaciones que permitan la practica sana del parkour, con la que el ejercicio físico y no falta y que ha logrado ir ganando su espacio en Zamora.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Hoy en Portada
Lo más leído