Ambientada en la pentalogía de Piratas del Caribe, ‘La perla negra’ configura una de las atracciones más llamativas de la feria de ocio sita en la Aldehuela. El rostro del capitán Jack Sparrow, uno de los grandes protagonistas de la saga, se impone en lo alto del “mástil” de la atracción, desde donde el barco se sirve de punto de apoyo para balancearse de popa a proa como si de un péndulo se tratara. 

Los jóvenes que se atreven a abordar el navío son recluidos en tres calabozos repartidos a lo largo de la cubierta, siendo las dos celdas de los extremos las más vertiginosas, elevándose por encima de los quince metros desde el nivel del suelo. Adrenalina y diversión en estado puro en el que la sujeción de los pasajeros a los barrotes resulta clave para gozar de una mayor seguridad. 

Asimismo, las atracciones de dos grandes canguros también configuran otras de las apuestas para los más valientes. Los aparatos giran sobre sí mismos 360 grados al mismo tiempo que mueven sus brazos hidráulicos de arriba a abajo, incluso quedando suspendidos a los pasajeros durante varios segundos en lo más alto para luego descenderlos de forma brusca imitando el salto de estos marsupiales. 

No usar gafas, llevar el calzado ajustado y no portar móviles o llaves son algunas de las recomendaciones ofrecidas por los feriantes, quienes no se hacen cargo de la pérdida de objetos personales durante el periodo de funcionamiento de las atracciones, las cuales muchas de ellas está contraindicadas para personas hipertensas, embarazadas o con problemas cardiacos.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído