UPL Zamora pide ayudas para las viviendas del casco Antiguo

UPL propone que se tomen medidas municipales para que se facilite una línea de subvenciones para las obras básicas a ejecutar: reparación de cubiertas y mejoras en fachadas. Todo ello enfocado a los edificios del casco antiguo o que dichas partidas ayuden a sus propietarios a sufragar en cierta parte el coste.

 UPL Zamora pide ayudas para las viviendas del casco  Antiguo
UPL Zamora pide ayudas para las viviendas del casco Antiguo

 UPL denuncia el estado "lamentable" del Casco Antiguo. Encontrándose con edificios viejos, en pésimo estado de conservación, amenazando muchos de ellos ruina de forma inminente. Esta situación, en vista del equipo municipal se debe a que "nadie hizo nada por evitarlo, simplemente solares, donde en su día hubo casas con arquitectura propia de la época que conformaban una imagen de conjunto". Por ello, desde UPL catalogan de "necesaria" una actuación específica que frene tal destrucción, porque inevitablemente lo perdido resulta irrecuperable. El programa electoral de UPL incluía un plan concreto para la conservación y rehabilitación del casco antiguo, con la aplicación de propuestas para salvaguardar la zona histórica del profundo deterioro en que se halla inmerso.

Desde UPL, requieren al equipo de gobierno que trate sin demora y con la importancia que precisa el asunto. Empezando por retirar los propios obstáculos administrativos, dando mayor agilidad a los permisos de obras, provenientes de propiedades situadas en el casco antiguo. Los retrasos de cualquier mejora, debidos a la necearía tramitación, municipal, que pueden prolongarse meses, ponen en peligro la supervivencia de cualquier estructura.

 Paralelamente otra realidad que dificulta cualquier rehabilitación en el casco antiguo, es la masa poblacional excesivamente  envejecida. Cargada de desánimo y falta de la iniciativa precisa para emprender cualquier rehabilitación, por las incomodidades que ello ocasiona y que el acomodamiento a “lo que ahí” resulta suficiente para los años que pudiera disfrutar, alejando de emprender cualquier proyecto de futuro.

Queda por descontado, que las circunstancias económicas generales, son la principal dificultad para emprender cualquier proyecto de rehabilitación. Las economías particulares no se encuentran para muchos dispendios, a pesar de que las obras a emprender en las casas no sean ya de mejoras sino las básicas para mantener en pie el edifico, como pueden ser el retejado y adecentamiento de la fachada.


Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído