CCOO asegura que el proyecto piloto de sanidad rural en Aliste no se puede llevar a cabo y requiere cambios normativos

Avisa de que el argumento de que es un proyecto piloto puede suponer que la justicia lo eche para atrás como en las unidades de gestión.

EP

0 Comentarios

 Varios municipios de Zamora Sur dicen “No” al centro de salud de Morales del Vino
Varios municipios de Zamora Sur dicen “No” al centro de salud de Morales del Vino

La secretaria de la Federación de Servicios Sociosanitarios de Comisiones Obreras (FSS-CCOO) en Castilla y León, Ana Rosa Arribas, ha asegurado que el proyecto piloto de sanidad rural que se quiere llevar a cabo en la zona de Aliste "no se puede llevar a cabo" porque no hay profesionales, no hay inversión y además considera que puede requerir cambios normativos.

Arribas, en una rueda de prensa en la que el sindicato ha presentado 100 propuestas de la Federación para una Atención Primaria de calidad, se ha referido así al proyecto "piloto" de la Consejería de Sanidad para la sanidad rural que pondrá en marcha en la comarca zamorana de Aliste.

"El papel lo soporta todo", ha señalado la responsable de Comisiones Obreras, quien considera que el proyecto es inviable y "la realidad es que no se puede llevar a cabo, no hay profesionales, no hay inversión y cuando van a hablar con ellos no están nunca todos, eso de que está consensuado con los trabajadores....".

A este respecto, ha señalado que hay seis médicos haciendo guardias, cuatro titulares y dos "medios áreas", entre dos hacen una guardia, es decir, cinco médicos, pero ello teniendo en cuenta que están todos "pasados de horas", que se les deben vacaciones del pasado año, que hay una persona que ha solicitado permiso por paternidad y sin que alguien se ponga enfermo. A ello se suman dos personas que tienen concursos de traslados, que se van a ir, o comisiones de servicio, que es un "favor" que implica que no se puedan negar a lo que diga el gerente de la zona porque si no volverían a su puesto.

Además, ha criticado la falta de infraestructuras como la mala cobertura de telefonía en la zona o de internet que provocó que días atrás, en un ensayo del código ictus, el "teleictus", en Zamora, se cortara cuatro veces y al final hubiera que intervenir por teléfono.

"Esa es la realidad", ha agregado Arribas, quien ha rechazado que sea un proyecto consensuado con los profesionales, ya que lo hablan con el coordinador y "con dos más", pero no se ha llamado a las organizaciones sindicales ni se ha llevado el proyecto a la mesa sectorial.

NORMATIVA AJUSTADA A DERECHO

A su juicio, requiere cambios normativos, negociación de plantillas, reorganización de recursos y sobre todo cambios legislativos y ha advertido de que en el caso de las enfermeras tienen competencias en prescripción y hay que adaptar el decreto que lo contempla, pero "no pueden diagnosticar", por lo que no pueden estar solas llevando una consulta médica.

En esta línea, ha explicado que estos cambios normativos seguramente sean necesarios porque, por ejemplo, el personal sanitario con Atención Continuada tiene una limitación de jornada, pero además se dan circunstancias como que se tienen que poner de acuerdo entre ellos por las vacaciones, cuando hay una normativa que dice cuándo hay que pedir vacaciones y permisos, por lo que habría que modificarla, algo que se tiene que negociar en mesa sectorial.

De la misma forma, ha recordado que las demarcaciones asistenciales está en un decreto y hay que modificar las zonas básicas de salud, pero ha señalado que todo esto la Junta lo avala en que es un "proyecto piloto". A este respecto, ha advertido de que este tipo de iniciativas tienen que ser legales porque los puede "tirar" la justicia, como ya ocurriera en la autogestión y las unidades de gestión, que por dos veces se dijo que no eran ajustadas a derecho.

La responsable de CCOO ha apuntado además que en el documento del proyecto se pone hasta horarios de autobús, a qué hora hay que estar en las consultas, etcétera, pero ha incidido en que se habla de gente mayor, "que no ve, que no entiende el teléfono" o que no sabe bien cómo pedir una cita previa. "Hay que contar con esas cuestiones que Castilla y León tiene", ha aseverado.

Finalmente, ha destacado que cuando en la Consejería se dan "números", como dice el vicepresidente de la Junta, Francisco Igea, que ha recordado que es médico, "los números hablan", pero ha aclarado que éstos "no valen para todos los sitios".

Arribas ha agregado que Castilla y León es una comunidad que tiene más médicos que el resto "porque es la más grande" y "tiene que tenerlos", pero además cree que tiene que tener más, también enfermeras, que el resto porque se tiene más dispersión y población envejecida pluripatológica que hay que atender "y por lo tanto no se pueden hacer comparativas lineales" porque "no valen".

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Destacados
Lo más leído