Más de 900 solicitudes recibidas en la oficina de afectados por el incendio de la sierra de la Culebra

Tras mes y medio de funcionamiento de las Oficinas la mayoría de las solicitudes recibidas son por cuestiones relativas a parcelas forestales quemadas en los incendios

La delegada territorial, Clara San Damián visita la oficina de afectados por el incendio en Ferreras de Abajo
La delegada territorial, Clara San Damián visita la oficina de afectados por el incendio en Ferreras de Abajo

La delegada territorial de la Junta en Zamora, Clara San Damián, se ha desplazado esta mañana hasta la localidad de Ferreras de Abajo donde se encuentra establecida la segunda Oficina de información y atención a los afectados por los incendios forestales sucedidos en la provincia zamorana en los meses de junio y julio con el objeto de conocer la tipología de las solitudes presentadas.

Hasta el momento han sido más de 900 consultas, por los vecinos afectados por los fuegos tanto en las dependencias abiertas en Villardeciervos como en Ferreras de Abajo; así como poner en valor el trabajo llevado a cabo por el personal de la Delegación Territorial, de los servicios territoriales de Agricultura y de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León.

En la visita la responsable de la Administración regional ha estado acompañada por técnicos y por el director de ambas oficinas informativas.

La representante de la Junta, en primer lugar, ha lamentado el fallecimiento ayer del vecino de Sesnández de Tábara, que se encontraba ingresado en el Hospital de Quemados de Getafe desde hace más de un mes tras el fuego de Losacio, trasladando a sus familiares y amigos el sentido pésame por tan triste desenlace.

Por otro lado, San Damián ha manifestado que “tras la fuerza de los incendios forestales en la provincia de Zamora, que han supuesto la pérdida de vidas humanas y la destrucción de masas forestales, también han perjudicado a las actividades productivas y medioambientales de las comarcas zamoranas. Por ello, la Administración regional ha unido esfuerzos para dar una respuesta multidisciplinar que aporte soluciones a todos los sectores y vecinos que se hayan visto afectados. De este modo, se abrieron a disposición ciudadana las Oficinas de Información y atención a los afectados por los fuegos; la primera sede ubicada en Villardeciervos y, la segunda, en Ferreras de Abajo, ambas dentro de las dependencias de los Ayuntamientos de las citadas localidades zamoranas”.

San Damián ha señalado que “tras mes y medio de funcionamiento de ambas oficinas de información se han recibido más de 900 solicitudes, de las cuales la mayor parte hacen referencia a cuestiones particulares sobre parcelas forestales arrasadas por los incendios; cuestión que ya ha sido comunicada y anunciada por la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio con la publicación de la orden que regula la corta y la saca de la madera quemada del primer gran incendio con el objeto fundamental de evitar plagas forestales a masas arbóreas sanas”.

Asimismo, la delegada ha destacado la labor encomiable y el trabajo llevado a cabo en este tiempo por el personal de la Junta de Castilla y León dependiente de la Delegación Territorial y del Servicio Territorial de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural y del de Medio Ambiente, quienes han atendido e informado, de manera presencial en las Oficinas de Villardeciervos y Ferreras de Abajo, a los vecinos afectados por los dos grandes incendios, Sierra de la Culebra y Losacio, que han solicitado información pertinente sobre las líneas de actuación encaminadas por la Administración regional.

La apertura de estas Oficinas de información y atención a los afectados por los incendios ubicadas en las localidades de Villardeciervos y Ferreras de Abajo se enmarcan dentro de las medidas anunciadas por el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, dentro del Plan de Recuperación Medioambiental y Socioeconómica con el propósito de acercar a los vecinos de los municipios dañados por el fuego las líneas de actuación acordadas por las diferentes Consejerías para su posterior tramitación evitando traslados de larga duración para consultas de esta índole a personas mayores, empresarios, autónomos, etc.

En un principio, la primera iniciativa puesta en marcha por parte de la Junta fue la apertura, el día 30 de junio, de la Oficina de información y atención a los afectados por el incendio forestal de la Sierra de la Culebra situada en las dependencias del Ayuntamiento de Villardeciervos. Sin embargo, tras el segundo gran incendio de Losacio se vio la necesidad de abrir el día 27 de julio una segunda Oficina dentro de consistorio de Ferreras de Abajo con el fin de dar una atención cercana a todos los vecinos zamoranos dañados por el fuego que no pudieran acercarse hasta Villardeciervos o a las dependencias de la Delegación Territorial en Zamora.

Estas Oficinas cuentan con atención presencial semanal repartido de la siguiente manera: lunes, miércoles y viernes se atiende en Ferreras de Abajo; martes y jueves en Villardeciervos en horario de 10 a 13 horas, en ambas sedes. Los zamoranos que precisen de información, pero no puedan trasladarse a cualquiera de dichas sedes pueden presentar solicitudes de información a través del teléfono del Servicio de Atención al ciudadano 012 o en el número gratuito 983 327 850.

GANADEROS Y APICULTORES

La atención al sector ganadero se está haciendo de forma específica desde las Unidades Veterinarias, que atienden a las 120 explotaciones ganaderas de ovino, caprino, vacuno o équidos, que en mayor o menor medida se han visto afectadas por los incendios forestales sucedidos en la provincia de Zamora.

En concreto, la Junta de Castilla y León, a través del Servicio Territorial de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, ha entregado un total de 1.600 toneladas de forrajes y alimentos compuestos, lo que supone el equivalente a 100 camiones, distribuidas al centenar de explotaciones ganaderas. En una línea similar se está actuando con los apicultores, que han recibido dos repartos de alimento, tanto proteico como energético dirigido a las 3.400 colmenas que permanecen vivas, pero carecen de alimento para subsistir.

También se han suministrado más de 800.000 litros de agua para el ganado, mediante el llenado de charcas en el campo. Además se han instalado 28 bebederos y 5 depósitos con esta misma finalidad.

ALIMENTO A LA FAUNA SALVAJE

Desde el viernes 22 de junio, antes incluso de que el incendio fuese definitivamente sofocado, personal del Servicio Territorial de Medio Ambiente comenzó con el reparto de alimento suplementario a los animales salvajes de la Reserva de la Sierra de la Culebra. Hasta la fecha se han repartido 150 toneladas de alimentación, incluyendo forraje, cereales, castañas y otros alimentos en cantidades inferiores.

“La mayor parte de este aporte ha corrido a cargo de la Junta de Castilla y León, sin embargo, desde la Administración regional queremos agradecer la cooperación recibida de las decenas de personas particulares y empresas de diferentes sectores que han colaborado en estas labores de alimentación con los animales del medio natural para su supervivencia”, ha declarado la delegada territorial.

ABASTECIMIENTO Y CALIDAD DEL AGUA

Con carácter inmediato la Junta, a través de la Sociedad Pública de Infraestructuras y Medio Ambiente (Somacyl), ha valorado las intervenciones más urgentes y necesarias para garantizar los abastecimientos de agua potable en los diferentes municipios afectados. Estas actuaciones se han realizado mediante la colaboración con la Diputación Provincial. Asimismo, desde el Servicio Territorial de Sanidad se está procediendo continuamente al control de la calidad del agua para el abastecimiento domiciliario y de las zonas de baño.

AYUDAS A LA ACTIVIDAD ECONÓMICA

Por último, la Consejería de Economía y Hacienda, mediante el Instituto de Competitividad Empresarial (ICE), ha puesto en marcha ya dos líneas de actuación enmarcadas en el Plan de Recuperación Medioambiental y Socioeconómico; la primera, la línea de ayudas a fondo perdido para empresas que no sean del sector primario con el objetivo de compensar los costes económicos que incurran las empresas del territorio afectado por el fuego. El plazo de solicitud finaliza el 3 de octubre y la cuantía será entre los 5.000 € (en esta primera fase) y los 100.000 euros (en fases sucesivas), por empresa. La segunda, son las ayudas a proyectos de inversión empresarial que se presenten en las zonas afectadas por los fuegos y sean subvencionables. Dichos proyectos pueden recibir automáticamente los porcentajes máximos de la ayuda, que pueden llegar incluso al 100 % de la inversión en los proyectos nuevos y del 40 % en los de empresas ya existentes.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Hoy en Portada
Lo más leído