El Ayuntamiento de Morales del Vino ha querido poner fin a una calzada que estaba generando problemas entre los vecinos de esta localidad zamorana. Concretamente se trata del arreglo de un bache ubicado en la calle Corrales, la cual da salida a la N-630.

Unas molestias que han sido solventadas con dicha obra en los últimos días, y que permitirá a los ciudadanos circular con normalidad y sin riesgo de dañar sus vehículos al pasar por esta vía de Morales del Vino. Una zona muy transitada por dar paso a la carretera que conecta con Nacional a esta localidad con la capital zamorana.

Tienes que iniciar sesión para ver los comentarios

Hoy en Portada
Lo más leído