domingo. 24.06.2018 |
El tiempo

Rivas: “Este encargo de la Junta de Cofradías me llega en un momento de efervescencia musical y creativa”

Rivas: “Este encargo de la Junta de Cofradías me llega en un momento de efervescencia musical y creativa”

El compositor toresano atendía a zamora24horas instantes antes de que sonara por primera vez ante el público su creación “Tríptico de la Semana Santa de Zamora”, una obra encargada por la Junta Pro Semana Santa. Rivas explicaba las claves y el momento en el que le llega este encargo.

¿Qué es “Tríptico de la Semana Santa de Zamora”?
Es una obra conmemorativa que trata de recoger un poco el sentimiento de lo que se representa en nuestra Semana de Pasión y lo que viven los zamoranos e incluso los visitantes. Zamoranos desde los participantes de cofradías hasta el zamorano de a pie que le gusta ver los desfiles.

¿Qué escucharán los oyentes?
Para salirnos un poco del estilo de marcha fúnebre, que yo ya he hecho varias, y además si tiene que englobar a toda la Semana Santa no olvidemos que también hay bandas penitenciales sin bandas de música, pues pensé en un formato diferente: coro y orquesta. Entonces me he basado en la Santísima Trinidad, tratando de reflejar que un Padre todopoderoso pone a su Hijo en la Tierra y lo sacrifica por nosotros y a través del Espíritu Santo nos da la salvación. Entonces son tres movimientos ‘Pater’, ‘Filius’ y ‘Spíritus Sanctus, pero en castellano los textos para que el mensaje llegue más. Se suele usar en latín en estas composiciones religiosas pero he decidido ponerlo en castellano.

¿Por qué el Coro Jerónimo Aguado y la orquesta de cuerda del conservatorio de música profesional de Zamora?
Sí, es para coro y orquesta, con el Coro Jerónimo Aguado dirigido por Pablo Durán, y Rosana Mangas al frente de la orquesta de cuerda del conservatorio de música profesional de Zamora. Hemos decidido hacerlo con gente de la casa, como no podía ser de otra manera y gente vinculada, sobre todo el caso del coro sacro, a recitales relacionados con la Pasión. Hay que agradecerles su trabajo y espero que les guste a los zamoranos.

¿Qué características tiene?
Es una obra sobria, tranquila. El primer movimiento un poco más potente y solemne representando al padre, el segundo un lamento fúnebre representando al hijo que muere por nosotros, y el tercero un poco más etéreo, abierto, esperanzador invocando a la resurrección y salvación.

¿Qué duración tiene?
La duración es de unos quince o dieciséis minutos, teniendo en cuenta que entre uno y otro no es que haya mucho tiempo pero siempre queda ese silencio que suma unos segundos.

¿Dónde espera que llegue esta obra?
Hoy es un gran día porque está hecho para los zamoranos y es un honor recibir el encargo de la Junta Pro Semana Santa. Para mí ha sido un honor como zamorano y toresano que soy que se piense en mí. Si se puede interpretar en otros lugares, porque la música gusta, fenomenal. Pero con lo de hoy, y con que llegue a los zamoranos y con que se utilice en otros actos de la Junta Pro Semana Santa sería igual de feliz porque no es como cuando haces otra obra sinfónica que no tiene una dedicatoria especial. En ese caso si te la tocan cien bandas mejor que veinte. Aquí como es algo muy personal yo creo que es para los zamoranos, que no está reñido con que si se interpreta en otro auditorio sería genial. Pero la noche de hoy es mágica, genial y estoy muy agradecido.

¿En qué momento de la carrera de David Rivas llega este encargo?
Llega en un momento muy bueno porque llevo dos años muy intensos, viajando mucho, estrenando en toda España e incluso música fúnebre como ‘Perdónalos’ que ya está instaurada en el extranjero, de forma que este año tendrá el privilegio de que suene en Grecia, Italia, México, Portugal… Estoy desbordado y sorprendido a la vez. Además me pilla en un buen momento con encargos y estrenos importantes, en un momento de efervescencia musical y creativa. Entonces ha sido una suma más, un paso más. Se trata de aprender todos los días, de compartir y de sumar entre todos.

Comentarios