jueves. 18.10.2018 |
El tiempo

Fútbol | Tercera

La asamblea del Zamora aprueba la creación de un comité de viabilidad del club

La asamblea del Zamora aprueba la creación de un comité de viabilidad del club

Los socios aprobaron la puesta en marcha de un comité que estudie la viabilidad de la entidad aunque de momento no se han conformado sus miembros. La junta directiva propuso que todos los ex presidentes formen parte de ese comité y la próxima semana se tratará de confeccionar ese grupo de trabajo. La situación más urgente, la solución del ‘tema Puma’.

El Zamora CF sigue luchando por sobrevivir. Pese a que la situación es agónica, los socios desean quemar todos los cartuchos antes de levantar las manos y proclamar la rendición. Con un embargo inminente de Puma que reclama algo más de 100.000 euros, con la plantilla pendiente de cobrar el mes de marzo, los trabajadores de la entidad con varias nóminas atrasadas y un amplio número de proveedores esperando a la cola de los cobros, los socios del club quieren seguir apostando por la pervivencia de la entidad.

Una entidad que tenía a 31 de marzo de 2018 una deuda de 296.000 euros (partían de 330.000 euros según los directivos) y una deuda neta de 190.000 euros, según explicaron los regentes en su rápida exposición de los números. Y fue una exposición vertiginosa porque la asamblea decidió, tal y como estaba previsto, dar prioridad a buscar soluciones al ‘tema Puma’.

Eso sí, pese a esa urgencia, la junta directiva tuvo tiempo para volver a caer en guerras mediáticas que no hacen sino acrecentar todavía más las heridas abiertas por las cuitas que llegan desde muy atrás. Guerras que solo sirven para dañar más al moribundo y obliga a perder esfuerzos que deberían ir enfocados a lo realmente importante, que es la salvación del Zamora.

“Todo se soluciona si hay voluntad”. Esa fue la reflexión que repitió hasta la saciedad el tesorero del Zamora, Manuel García, que por enésima vez volvió a ser el directivo más cabal, más claro y más contundente en su exposición, para tratar de convencer a los socios de la agónica situación que vive el club. Una agonía que a corto plazo tiene la espada de Damocles de Puma, pero que a medio y largo plazo tiene el problema de estar viviendo con una estructura creada en tiempos de bonanza, inasumible en la actualidad.

“De qué sirve arreglar el tema de Puma si luego seguiremos penando, con los mismos problemas, con los mismos gastos de estadio, sin tener ni un solo patrimonio de club después de las cantidades ingentes de dinero que se han gestionado en este club”, exponía uno de los socios. 

Precisamente ese socio fue el que propuso la creación de un comité de viabilidad del club. Un comité que estudie qué opciones tiene el club para sobrevivir. Al fin y al cabo, una especie de junta gestora que haga las veces de una junta directiva que tan solo realizó una propuesta en toda la tarde, la de adelantar las cuotas de socios de la próxima temporada para conseguir liquidez a corto plazo con la que poder negociar con Puma.

Se aprobaron ambas propuestas, la de adelantar la campaña de socios, y también la aportada por el socio que pidió la creación de este comité de viabilidad. Eso sí, quedó en el aire quiénes formarán ese gabinete. Se propuso que todos los ex presidentes, por su experiencia buena o mala, formaran parte de él. En la asamblea tan solo había dos ex regentes, Maxi Martín y José María Casas. El primero de ellos no se negó, pero el segundo prefirió desestimar el ofrecimiento. Ante el revuelo formado, la directiva decidió que serán los socios que lo deseen los que se presenten en las oficinas del club el próximo martes para inscribirse en la conformación de este ‘gabinete de crisis’.

Un comité que más allá de estudiar cómo solventar el problema con Puma, trate de encontrar las fórmulas de viabilidad de un club que lleva penando durante muchos años y cuyo futuro es incierto. Una incertidumbre que seguirá tratándose en poco más de medio mes cuando los socios vuelvan a reunirse en una nueva asamblea extraordinaria para seguir debatiendo el futuro del club. Un futuro que puede tener otro camino, una hipotética venta de la que también se habló.

Comentarios
Lo más