lunes. 20.08.2018 |
El tiempo

Fútbol | Tercera

Los socios deciden adelantar la campaña de abonados para tener liquidez y negociar con Puma

Los socios deciden adelantar la campaña de abonados para tener liquidez y negociar con Puma

Los apenas setenta socios que estuvieron presentes en la asamblea extraordinaria del Zamora aprobaron la única propuesta que lanzó la junta directiva en toda la tarde para tratar de frenar la crisis generada por el embargo solicitado por Puma, que fue la de adelantar la campaña de socios. La entidad cree que ofreciendo una cantidad que ronde los sesenta mil euros de un solo pago, la aseguradora que se ha hecho cargo de la deuda de Puma podría aceptar una quita y zanjar el tema.

La marca deportiva Puma pedía en los últimos días una mejora de embargo en relación a la deuda que mantiene el Zamora Club de Fútbol. Hace unos meses, la marca daba un primer toque de atención embargando alguna de las cuentas de la entidad en base a los 89.000 euros que debía el Zamora en concepto de ropa deportiva. Como muestra de buena voluntad, el club fue abonando cantidades en los últimos meses y a día de hoy la deuda asciende a 77.000 euros.

Además, hay que tener en cuenta que Puma también solicita una serie de costas por demora, lo que ampliaría en 26.000 euros más la deuda del Zamora con esta firma deportiva. Pero la paciencia de Puma y de la aseguradora que teóricamente asumió esa deuda parece haber terminado. Así, en los últimos días solicitaba una mejora de embargo, mediante el cual solicitaba también el embargo de los ingresos por patrocinios y de las subvenciones públicas. Una mejora de embargo por la que de momento el juzgado no ha dictado resolución.

En caso de que los juzgados den luz verde a esa petición de mejora de embargo, el Zamora estaría en una quiebra técnica, pudiendo vivir únicamente de los ingresos por socios y taquillas de los encuentros. Por eso, la única propuesta presentada en toda la tarde por parte de la junta directiva del club para tratar de solucionar el tema fue el de adelantar la campaña de socios, congelando los precios de la temporada que todavía está en curso. Así, los socios que decidan sacarse el abono en las próximas fechas lo harán en base al precio de esta temporada, independientemente de que en próximas asambleas se fijen precios más altos o bajos en el precio de los carnets de la campaña 2018-2019.

Con esta actuación, el Zamora deja entrever que son sus socios los primeros en dar el paso de tratar de conseguir liquidez para solucionar el tema de Puma, y mandan un mensaje a instituciones y patrocinadores, que sin estar en ningún tipo de obligación, pueden ver este gesto como el necesario para también, de alguna forma, adelantar algún tipo de ayuda que estuviera comprometida para el año que viene.

Al final, el objetivo es reunir la mayor cantidad de liquidez posible para hacer frente al problemas más urgente, que es el embargo de Puma. Y es que la directiva estima que si es capaz de reunir una cantidad que ronde los 60.000 euros, la aseguradora que ha asumido la deuda de la firma deportiva podría aceptar una quita y zanjar el tema.

Comentarios
Lo más