lunes. 10.12.2018 |
El tiempo

Fútbol | Tercera

Reflexión sobre una hipotética ‘venta’ del Zamora

Reflexión sobre una hipotética ‘venta’ del Zamora

La junta directiva desveló que un grupo chino se interesó hace meses por la posible compra del club, asumiendo la deuda, convirtiendo a la entidad en una SAD y tomando el control íntegro de la misma. Una confidencia que hizo que se abriera el debate sobre si la ‘venta’ del club podría ser una solución para mantenerlo con vida.

Como ha venido ocurriendo en los últimos tiempos del Zamora CF, la asamblea de socios volvió a ser más decepcionante que productiva. Apenas dos propuestas votadas y aprobadas y pocas certezas para lo mucho que se juega el club en el envite. Como se preveía, no hubo mesías que presentase credenciales para erigirse en salvador de un Zamora que languidece. Quizás por falta de valor o más bien por exceso de sentido común. Nadie, en su sano juicio, querría tomar las riendas de un club moribundo.

O casi nadie. Porque uno de los momentos más importantes de la asamblea fue cuando la junta directiva desveló que un grupo chino se interesó hace meses por la posible compra del club, asumiendo la deuda, convirtiendo a la entidad en una SAD y tomando el control íntegro de la misma. Una situación que generó un debate que se alargó durante varios minutos. Un debate de si se debería colgar el cartel de ‘En venta’ sobre el escudo de la entidad rojiblanca.

Un socio sostuvo que si los “chinos de Zamora” no son capaces de sostener el club, tendrán que ser “los chinos de China, India o Almería” los que vengan al rescate. Y si hacen eso, tendría que ser con la seguridad de que se harían con el control total de la entidad. Un desembarco para asegurar la continuidad del club aunque fuera con un nuevo modelo y con inversores foráneos ante la ausencia de pasos adelante de los zamoranos.

Un debate que tuvo sus partidarios y detractores. Entre estos últimos hubo socios que consideraban que este tipo de inversiones de capital extranjero tienen el riesgo de dejar al club en la estacada y casi muerto; como si el Zamora no lo estuviera ya a día de hoy.

Por eso, al descartarse esta opción, al menos de momento, los socios son los que deberán remar para lograr la estabilidad de la entidad. Eso sí, la salida pareció quedar clara entre los asistentes. Si se logra llegar a un acuerdo para zanjar la deuda con Puma, la economía de la próxima temporada “será de guerra”, reconocía el tesorero, Manuel García.

“Si hay que hacer un equipo para salvar por los pelos el descenso a Preferente se hace. Aunque tengamos que estar diez años en Tercera, pero que sea con el escudo del Zamora”, sostenían algunos socios que recordaban lo mal que lo pasó el club al inicio de los noventa con una deuda más alta que la actual y finalmente acabó sobreviviendo. A todo esto, jugadores como Javi Rodríguez, Carlos Ramos, Miguel del Río y Dani Hernández, y el entrenador Carlos Tornadijo seguían atentos la asamblea desde el propio salón.

Así transcurrió la asamblea, con socios pidiendo más iniciativas y esfuerzos de la junta directiva tocando puertas, negociando, buscando recursos. Una junta directiva que por momentos se vio superada, pero que aseguró que de momento seguirá ahí porque se ve con fuerzas. “Debemos ir todos juntos por el bien de este club. Mirar hacia adelante y no volver a un pasado que no lleva a nada”, finalizaba Manuel García, tesorero, tras acabar la asamblea un socio pidiendo emprender acciones legales contra Segismundo Ferrero por el contrato firmado con Puma.

Comentarios