sábado. 20.10.2018 |
El tiempo

DÍA INTERNACIONAL CONTRA LA LGTBFOBIA

La comunidad LGTB+ clama contra los delitos de odio y el difícil acceso al mercado laboral

La comunidad LGTB+ clama contra los delitos de odio y el difícil acceso al mercado laboral

Admiten que se han dado pasos a nivel institucional y en la sociedad, aunque todavía queda mucho por andar. Hay "una gran subdenuncia" en los delitos contra el colectivo y cerca del 90% no puede acceder al mercado laboral, denuncia.

Paso a paso, quizás no tan rápido como quisieran estos colectivos, pero de manera segura, la comunidad LGTB+ sigue avanzando en un nuevo Día Internacional contra la LGTBfobia. Así lo admite el presidente de Iguales, Enrique Blanca, que considera que la pelea todavía debe continuar a nivel regional. "En Castilla y León, la Ley se encuentra parada pero nos han dicho desde el Gobierno que están esperando a la Ley estatal. Esta dejará espacios sin regular, sobre todo en las competencias que hay transferidas como en la Sanidad, en el caso de los transexuales".

En este caso, eso sí, se muestra todavía escéptico de poder conseguirlo a corto plazo. "Es muy difícil. Es una especialidad complicada. A veces no hay tantos casos como para tener una unidad completa. Se habló de hacerlo entre varias comunidades y tampoco salió adelante", confirma.

Sobre ello, además, existe una queja ampliamente extendida entre la comunidad y es el concepto de salud, ya que desde ciertos sectores todavía siguen considerando a la transexualidad una enfermedad. "No tiene nada que ver con ello. La salud es el bienestar completo", comenta.

Este, eso sí, quizás no sea el principal problema al que se debe enfrentar el colectivo. En el Día Internacional contra la LGTBfobia, el problema de los delitos de odio sigue siendo algo principal. De hecho, admite Enrique Blanca, que hay bastantes casos, con "una gran subdenuncia" que no acaban en juzgados por el miedo a denunciar. "Existe un agravante por delito de odio pero se utiliza muy poco".

El acceso al trabajo es otro de los factores que se deben solucionar. "Hay un rechazo automático y no se da la primera oportunidad", denuncia. Cifra, de hecho, en un 85% a nivel estatal aquellos que no pueden entrar al mercado laboral.

Por último, sobre la sociedad, admite que está cambiando y hay prejuicios que se están eliminando aunque todavía cuentan con un "gran rechazo", especialmente entre los más conservadores, "que siguen teniendo esa falta de comprensión".

Comentarios
Lo más