miércoles. 17.10.2018 |
El tiempo

Fútbol | Tercera

El Zamora tampoco convence en Almazán

El Zamora tampoco convence en Almazán

Los rojiblancos firmaron las tablas (0-0) ante el Almazán en un duelo de nuevo gris en cuanto a juego y en donde las ocasiones fueron escasas, sobre todo en la primera parte. Tras el descanso, el Zamora mejoró ligeramente y tuvo tres ocasiones claras de gol. El árbitro anuló una diana a cada equipo por fuera de juego y los sorianos jugaron con un hombre menos los últimos veinticinco minutos de partido. Pese a ello, los zamoranos no encontraron el camino del gol y Fabio Nevado no pudo estrenarse con triunfo como técnico.

Tropiezo del Zamora en casa de uno de los equipos que navega en las profundidades de la tabla, un Almazán que de momento no ha ganado ningún encuentro en las cinco jornadas que se lleva disputadas y que venía de recibir casi tres goles por encuentro. Pero los zamoranos volvieron a mostrarse como un equipo deslavazado, demasiado individualista, con dificultad para generar juego y sobre todo con un preocupante problema a la hora de encontrar portería rival.

Y es que aunque durante gran parte del choque el Zamora fue superior a su oponente en posesión y gobierno del choque, le costó un mundo acabar jugadas. Justo lo contrario que el Almazán, que con la posesión justa, dispuso, sobre todo en la primera parte, de dos ocasiones clamorosas de gol.

Era el estreno de Fabio Nevado como entrenador y no se notó mejoría. Nevado cambió el sistema y se fue a un 4-4-2 en el que Carlos Ramos y Juanan sostenían al equipo en el centro del campo, Murci era la referencia arriba, David hacía de enganche y Garban y Dani  trataban de darle chispa al juego desde los costados. Pero en la primera parte no salió casi nada. Los rojiblancos tuvieron más posesión pero fue estéril. Solo un tiro de Carlos Ramos en un libre directo hizo intervenir al arquero local.

Durante el resto de esa primera parte, el Zamora fue incapaz de generar el último pase. Juego por bandas, relativo control entre líneas pero ni una sola acción clara de peligro. Por el contrario, el Almazán generó solo dos ocasiones, pero las dos clarísimas. Primero Diego y después Khali pudieron avanzar a los suyos. En la primera Villanueva paró a bocajarro en el mano a mano y en la segunda el lanzamiento del mediocentro en boca de gol se marchó rozando el larguero.

El paso por vestuarios sentó mejor al Zamora, que mejoró ligeramente. Solo concedió una ocasión en defensa y acabó en gol del Almazán, pero fue anulado por fuera de juego. El resto fue un monólogo del Zamora. Pero un monólogo plano. Sin apenas profundidad, el Almazán empujó a los de Nevado a irse por bandas, y cada centro acababa despejado sin especiales problemas. En este tramo la más clara la tuvo Carlos Ramos, que intentó echarse al equipo a la espalda, pero su disparo a quemarropa desde el punto de penalti lo detuvo el portero en una gran intervención.

Los últimos veinte minutos se jugaron diez contra once. Los locales se quedaron con uno menos y restaban veinticinco minutos por delante. En este tiempo el Zamora tan solo fue capaz de hacer dos ocasiones. La primera de Dani Hernández, un disparo desde la frontal que se marchó rozando el larguero, y la segunda un gol de Garbán que fue anulado por fuera de juego.

Con el empate a cero y con el Zamora incapaz ante la defensa ordenada del Almazán finalizaba el duelo. Un empate que sabe a muy poco pero que mete a los de Nevado en play off, en cuarta posición. Eso sí, más lejos del liderato, que ahora está a cinco puntos.

Comentarios
Lo más