martes. 23.07.2019 |
El tiempo

Bernardo Montoya no sale de su celda por miedo tras recibir amenazas de muerte de yihadistas y etarras

Bernardo Montoya no sale de su celda por miedo tras recibir amenazas de muerte de yihadistas y etarras
Bernardo Montoya no sale de su celda por miedo tras recibir amenazas de muerte de yihadistas y etarras

Hay que recordar que Instituciones Penitenciarias aplicó a Bernardo Montoya el artículo 75 que regula medidas para salvaguardar la vida o integridad física del recluso.

Bernardo Montoya ingresó la madrugada del día 22 de diciembre en el módulo de enfermería del centro penitenciario de Huelva con un interno de apoyo para reforzar su vigilancia. No obstante, dada la entidad del delito investigado en el caso, se consideró oportuno su traslado de la provincia de Huelva. Así, días después era trasladado a Morón de la Frontera y ubicado en el módulo de aislamiento.

Hay que recordar que Instituciones Penitenciarias aplicó a Bernardo Montoya el artículo 75 que regula medidas para salvaguardar la vida o integridad física del recluso a través de la adopción de medidas que impliquen limitaciones regimentales, dando cuenta de ello al juez.

Una vez en esta cárcel, y según la información avanzada por el diario digital El Español, Bernardo Montoya recibió nada más llegar insultos, amenazas de muerte y abucheos por parte de los reos más peligrosos, entre ellos etarras, yihadistas que perpetraron el atentado de Las Ramblas y bandas organizadas. Según este diario, el asesino confeso de Laura Luelmo mantiene una actitud fría, seria e indiferente hacia los funcionarios y los presos.

Eso sí, al principio, Montoya sí que optaba por salir solo al patio para que le diese el aire, pero según apunta un funcionario a El Español, en los últimos días ha renunciado a esas cuatro horas de tiempo libre.

Comentarios
Lo más