La función de un club deportivo de base centra su protagonismo en proporcionar un camino saludable en valores y hábitos dentro de sus integrantes. Todo ello basado en un método que logre formar a sus deportistas bajo unas pautas que se adecúen a su edad, capacidades y motivaciones.

Todo ese día a día va “moldeando” a cada deportista de acuerdo a sus características y, en algunos casos, esto ayuda a que alcance un nivel propio de reconocimiento y cotas de mayor demanda.

La convocatoria de Vero y Blanca para los entrenamientos de la Sub15 femenina de Castilla y León se suman a las anteriores de Víctor y Andoni para la Sub12 y a la participación en los equipos del Real Valladolid de los benjamines David, Iker y Nuno, además de los alevines Víctor, Andoni y Hamza.

Estos logros individuales suceden a la participación del equipo benjamín en la Fase Regional Benjamín de la pasada temporada y de la gran evolución grupal que cada equipo muestra mes a mes en sus respectivas categorías.

“El buen funcionamiento de una estructura de deporte base es una aspiración a la que se llega con paciencia y constancia en la puesta en práctica de una formación de calidad. Y que dicha formación sea ofrecida por entrenadores formados oficialmente y capacitados para cada franja de edad. Estamos muy contentos por estar siendo capaces de ofrecer un servicio formativo de calidad a todos los/as pequeños y grandes deportistas que forman parte del día a día de la Unión Deportiva Toresana” afirman desde la coordinación del club.

Comentarios