sábado. 16.02.2019 |
El tiempo

Baloncesto | LEB Plata

Victoria agónica del CB Zamora en Gijón para acercarse al play off

Victoria agónica del CB Zamora en Gijón para acercarse al play off

Los zamoranos, que entraron en el último parcial con una ventaja de catorce puntos (48-62), cuajaron nueve minutos finales paupérrimos y se pusieron cuatro abajo a falta de un minuto. En ese último minuto, una reacción espectacular de los de Saulo Hernández les permitió darle la vuelta otra vez al partido y terminar ganando por 75-79. Con esta victoria, el CB Zamora se acerca un poco más a la fase de ascenso a la LEB Oro.

El CB Zamora está cada vez más cerca de un objetivo poco esperado al inicio del campeonato. Pelear en el grupo de ascenso a LEB Oro parecía una quimera cuando se ponía en marcha la liga pero semana tras semana el equipo de Saulo Hernández se empeña en acercarse un poco más a ese objetivo. Eso sí, el camino no está siendo fácil. Este sábado lograba vencer a Gijón en un duelo con altibajos y ante un oponente que hace apenas siete días lograba ganar al líder.

El choque fue muy equilibrado durante la primera mitad. Se vio desde el principio que los exteriores del CB Zamora estaban en uno de esos días de inspiración y la contienda debía ganarse desde ahí. Pese al apoyo interior, era la unidad de fuera la que llevaba el peso anotador del choque. Sango Niang y el recién llegado Robinson conseguían sus primeros tantos, junto a un Libroia que también tuvo una tarde inspirada. Enfrente plantaba cara un Gijón que inexplicablemente se encuentra en la zona baja de la tabla, pese a ser capaz de hacer partidos de un nivel altísimo ante equipos que están muy por encima en la tabla.

El descanso llegaba con un equilibrado 35-35. Las defensas se imponían a los ataques y ante el atasco por dentro, los de Saulo Hernández respiraban gracias a su implicación atrás. El tercer cuarto fue soberbio. Fue un parcial de manual. Los zamoranos hicieron todo a la perfección ante un Gijón que pareció desconectarse con el día brillante de Niang, Robinson y Libroia. Eso sí, el esfuerzo físico con una plantilla tan justa podía pasar factura a un CB Zamora que se iba al final del tercer parcial con una clara ventaja de 48-62.

El duelo parecía hecho, pero un bajón monumental en el último parcial llevó el duelo a un vuelco inesperado. Restaba poco más de un minuto y el CB Zamora había encajado un parcial abrumador para poner cuatro abajo. Pero entonces apareció de nuevo la unidad exterior, liderados por un Libroia al que no le tembló el pulso, y los blanquiazules lograron volver a dar la vuelta al choque, pese a la inercia negativa que llevaban, y acabar ganando por 75-79.

Comentarios