lunes. 16.09.2019 |
El tiempo

Semana Santa

La Cofradía del Silencio elige a Juan Emilio Antón para realizar el juramento del Miércoles Santo

La Cofradía del Silencio elige a Juan Emilio Antón para realizar el juramento del Miércoles Santo
La Cofradía del Silencio elige a Juan Emilio Antón para realizar el juramento del Miércoles Santo

Los hermanos aprobaban este domingo en asamblea los nuevos estatutos para suprimir el epígrafe en el que se decía expresamente que debía ser el alcalde de la ciudad quien realizase esta plegaria. A partir de ahora, la decisión la tomará, como ha ocurrido estos cuatro años, la junta directiva de la Cofradía del Silencio, deberá ser ratificada por el Obispo y puesta en conocimiento de los hermanos en la asamblea ordinaria. Otro de los puntos clave de la asamblea fue la aprobación del cambio del recorrido, que el año pasado tuvo que variarse de manera obligada y ha gustado tanto a hermanos de fila como de acera.

La Cofradía del Silencio celebraba este domingo su asamblea ordinaria anual y lo hacía en el salón de actos de la Junta Pro Semana Santa con la presencia de unos doscientos hermanos. Fue una asamblea en la que el presidente de la cofradía, Rufo Martínez, tuvo un recuerdo especial para Paco Galán, hermano de la cofradía que fallecía el año pasado. Sus palabras llenaron el salón de actos de emotividad y algunos hermanos derramaron alguna lágrima ante ese recuerdo.

Otro de los puntos relevantes de la asamblea en los últimos años es conocer el nombre de la persona encargada de realizar la plegaria el Miércoles Santo. Este año ese honor recaerá en Juan Emilio Antón. “Es hermano de la cofradía desde siempre, cirujano muy conocido y de prestigio. Ha sido jefe de servicio de Sanidad muchos años, un tipo muy culto, escritor, poeta, músico y tiene unas convicciones muy fuertes. Seguro que lo hará de maravilla”, explica Rufo Martínez a zamora24horas.

En este sentido, la decisión fue tomada por la junta directiva, ratificada por el Obispo y recibida con aplausos por la asamblea. Precisamente, este domingo en la asamblea los hermanos aprobaban los nuevos estatutos para suprimir el epígrafe en el que se decía expresamente que debía ser el alcalde de la ciudad quien realizase esta plegaria. A partir de ahora, la decisión la tomará, como ha ocurrido estos cuatro años, la junta directiva de la Cofradía del Silencio, deberá ser ratificada por el Obispo y puesta en conocimiento de los hermanos en la asamblea ordinaria.

También se aprobó la puesta en marcha de un reglamento de orden interno, se dio cuenta de las actividades desarrolladas durante el año y se aprobó el cambio de itinerario. Así, después de que el año pasado la procesión cambiase de recorrido por obligación, la permuta gustó a hermanos de fila y acera y por eso se mantendrá un año más. Así, tras el juramento, los hermanos cogerán por Plaza de Antonio del Águila, Obispo Manso, Plaza de Arias Gonzalo, Rúa del Silencio (antigua Magistral Erro), Rúa de los Francos y continuarán por el recorrido habitual.

Por último, la directiva también informó que con la apertura de listas a mujeres este año se han multiplicado por cinco las solicitudes de alta recibidas, por lo que la lista de espera supera ya las 300 personas. Ante eso se ha decidido que cada año se den 50 altas además de compensar las bajas existentes. De esta forma se espera dejar a cero la lista de espera en tres o cuatro años.

Comentarios