lunes. 26.08.2019 |
El tiempo

Más de 4.000 profesionales lucharán contra los incendios forestales de la comunidad en la época de alto riesgo

Más de 4.000 profesionales lucharán contra los incendios forestales de la comunidad en la época de alto riesgo
Más de 4.000 profesionales lucharán contra los incendios forestales de la comunidad en la época de alto riesgo

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha presentado esta mañana junto a los nueve delegados territoriales el operativo de incendios forestales en la Comunidad. Este año, 4.544 profesionales forman parte del operativo que alcanzará su máximo despliegue el próximo 1 de julio, fecha de inicio de la Época de Peligro Alto

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha presentado hoy el operativo de lucha contra incendios forestales para esta campaña 2019, acompañado de los nueve delegados territoriales a los que previamente ha informado de las novedades del presente año. Este operativo es de carácter autonómico, lo cual permite trasladar los medios con los que cuenta la Comunidad según las necesidades de cada provincia y teniendo en cuenta el riesgo existente, pudiendo desplegar al máximo los medios cuando exista un riesgo alto.

La Junta cuenta con un operativo permanente, flexible y en el que prima la coordinación con otras administraciones, lo que garantiza el buen funcionamiento de las labores de prevención y extinción de incendios forestales. El Centro Autonómico de Mando es el órgano encargado de mantener la coordinación interna de la propia Junta de Castilla y León, así como de organizar las relaciones con otras administraciones, central, autonómicas y locales.

En cuanto a los medios personales, esta campaña cuenta con un total de 4.544 profesionales para proteger la Comunidad de los incendios forestales; 2.585 son trabajadores públicos de la Junta de Castilla y León (ingenieros, agentes medioambientales y forestales, celadores y personal fijo discontinuo de centros provinciales de mando, torres de vigilancia y autobombas), 519 trabajadores contratados para las cuadrillas helitransportadas, 1.232 profesionales de las cuadrillas dedicadas a tratamientos selvícolas y 208 de la tripulación de medios aéreos y retenes de maquinaria. Su distribución territorial tiene en cuenta las condiciones de cada zona de la Comunidad, atendiendo especialmente a la cubierta vegetal, meteorología, orografía, las zonas de mayor incidencia, el histórico de incendios producidos y las características de la masa forestal.

Se han materializado mejoras en los medios personales para la campaña de este año con la previsión de mejora de los protocolos de organización y funcionamiento del operativo, y la incorporación de nuevos técnicos y operadores a los centros de mando, con un incremento de 175 efectivos.

Entre los medios materiales destacan 215 puestos y cámaras de vigilancia, 313 autobombas y pick-up –94 autobombas propias y 94 autobombas conveniadas y 125 pick-up con depósito–, 201 cuadrillas terrestres y helitransportadas, 26 helicópteros, 5 aviones y 29 retenes de maquinaria. Entre las novedades de este año destaca la ampliación del tiempo de la aeronave de coordinación hasta cuatro meses y medio; todas las Brigadas Helitransportadas (ELIF) estarán a doble turno; habrá una ELIF autonómica operativa la mayor parte del año. Se ha ampliado en 225 meses el tiempo de prestación de las autobombas propias. Hay 2 cuadrillas de tratamientos selvícolas más, ubicadas en León y Zamora hasta alcanzar las 111 cuadrillas que incrementan el periodo de prestación de las mismas. Este año se renovará el convenio de los campos de tiro con el Ministerio de Defensa con medios terrestres en Burgos, León (2) y Valladolid y una máquina en León.

Además, se ha adquirido una nueva autobomba propia con máximas prestaciones todo-terreno con capacidad de 4.000 litros, que se une a una renovación esta legislatura de un total de 13, y se ha firmado un nuevo convenio de autobomba con el Ayuntamiento de Paredes de Nava (Palencia), y se han renovado cuatro torres de vigilancia en la provincia de Ávila que estarán en funcionamiento este mes y están en construcción dos nuevas torres en Burgos.

En cuanto a las bases aéreas, se están realizando las últimas modificaciones en las bases de Medina de Pomar y Villardeciervos para adecuarlas a los requisitos de la Agencia Estatal de Seguridad Aeronáutica (AESA). También se está trabajando para que las actuales bases aéreas puedan acoger un mayor número de aeronaves en caso de grandes emergencias.

En la misma línea se ha trabajado en una serie de mejoras tecnológicas para este año, como la dotación de nuevos dispositivos tablets que facilitarán información a los directores de extinción a la hora de la toma de decisiones; un nuevo módulo de mensajería para  aplicación móvil que usa el personal técnico y los agentes medioambientales que permite realizar un seguimiento de medios y recursos de extinción y que crea de forma automática grupos de trabajo para una gestión conjunta; una mejora en el sistema de perimetración, que permite una mayor precisión en las mediciones; y la mejora de la aplicación informática de seguimiento de incendios forestales.

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha recordado y hecho hincapié en la necesidad de mantener libre de combustible el entorno de los pueblos y las urbanizaciones, terrenos en general urbanos o agrícolas, para evitar que se puedan ver afectados por incendios forestales. También ha hecho un llamamiento a la precaución en las actividades en el medio rural tanto de los profesionales del mismo como de la población en sus días de ocio y la colaboración ciudadana para la identificación de los incendiarios, denunciando sus actos y avisando al 112 en caso de apreciar un incendio forestal.

Comentarios