jueves. 14.11.2019 |
El tiempo

El vestuario del BM Zamora quiere reponerse a las múltiples bajas que se avecinan

El vestuario del BM Zamora quiere reponerse a las múltiples bajas que se avecinan
El vestuario del BM Zamora quiere reponerse a las múltiples bajas que se avecinan

La lesión de Octavio podría alargarse más de lo previsto, mientras que Raúl Maide sufre un esguince en la rodilla y estará entre dos y cuatro semanas de baja. Además, del 20 al 27 de octubre Leo Álvarez perderá a Ramiro y Mouriño, que acuden al Torneo IV Naciones con su selección.

Malos tiempos para el BM Zamora en cuanto a ausencias se refiere. Aunque históricamente el club pistacho siempre ha dado la cara en los momentos más delicados que ha atravesado en materia de lesiones, los zamoranos vuelven a encontrarse con la mala suerte como rival.

Así, la lesión de Octavio se agrava todavía más, ya que a la rotura del menisco se le une un problema en el cartílago de la propia rodilla y un edema óseo que a día de hoy es lo que más preocupa. De momento, la entidad y el jugador están obligados a esperar a que ese edema se reabsorba para valorar cómo proceder.

El problema va más allá, dado que el recambio natural de Octavio, que es Raúl Maide, caía lesionado en el último compromiso de Copa, y sufre un esguince en la rodilla, que le mantendrá fuera de las pistas de dos a cuatro semanas. Iñaki, Jortos y Dalmau tendrán que relevarse en el puesto de central hasta que Octavio y Maide se recuperen.

Pero ahí no acaban los quebraderos de cabeza para Leo Álvarez, ya que del 20 al 27 de octubre, Ramiro y Mouriño están citados con su selección para jugar en Argentina el Torneo IV Naciones. De esta forma, el entrenador del BM Zamora podría verse para el duelo de Copa ante Puerto Sagunto y para el choque liguero frente a Sarria con cuatro jugadores menos, que son claves, en su esquema.

Precisamente Ramiro, uno de los implicados en esta ristra de ausencias, pasaba este jueves por sala de prensa y reconocía que la situación es difícil: “Tenemos que ver cómo nos desenvolvemos sin Octavio ni Raúl”, comentaba, a la vez que se ponía a disposición del entrenador para jugar de extremo o de lateral, indistintamente: “No es mi posición y no puedo estar ahí todos los minutos, pero puedo ayudar en varios momentos al equipo en el puesto de lateral si así lo quiere el entrenador”, afirmaba ante las circunstancias, y reconociendo que se está sintiendo muy bien en este inicio de campeonato.

Por último, sobre el duelo de este sábado a las 20.30 horas frente a Alcobendas en el Ángel Nieto, Ramiro espera un “partido rápido, complicado, ante un equipo joven, que viene de jugar en Asobal. No será fácil pero en casa nos hicimos fuertes la temporada pasada y eso da un plus que esperamos seguir aprovechando”, zanjaba.

Comentarios