miércoles. 20.11.2019 |
El tiempo

José Antonio Bartolomé, ‘de cañas’ con Albert Rivera en Salamanca

José Antonio Bartolomé, ‘de cañas’ con Albert Rivera en Salamanca
José Antonio Bartolomé, ‘de cañas’ con Albert Rivera en Salamanca

Ciudadanos ha comenzado su precampaña en la ciudad vecina de Salamanca. Lo hacía este jueves con la visita de su líder y candidato, Albert Rivera, que ha llegado a la ciudad del Tormes para ir ‘de cañas’ en un acto informal junto a sus simpatizantes y afiliados. Entre ellos se encontraba José Antonio Bartolomé, candidato de Ciudadanos al Congreso por Zamora.

En un acto sin posibilidad de preguntas para los periodistas, Albert Rivera llegó saludando a los líderes del partido en Salamanca, Ana Suárez y José Antonio Mirón, que a su vez fue el encargado de presentarle. También allí se encontraba José Antonio Bartolomé, candidato de Ciudadanos al Congreso por Zamora.

Albert Rivera apostaba por la educación: “Sin una buena educación no hay futuro, hay que dejar de utilizar la educación como elemento político”. Así, Rivera proponía impulsar el primer gran pacto nacional por la educación, bien como presidente del Gobierno o desde la oposición. “Quiero ser presidente de todos: de los que me votan y de los que no”, aseguraba. Por eso, insistía en que, en caso de ser elegido, la primera noche llamaría al resto de líderes para sacarlo adelante. “Si no me dan la victoria, también llamaré estando en la oposición”.

Medidas de Ciudadanos en materia de educación

Ribera desgranaba algunas de las medidas en materia de educación. La primera, una selectividad única en todo el territorio español: “¿Qué sentido tiene que un país tenga 17 sistemas distintos?”. Homogeneizándolo, aseguraba, se evitarían las desigualdades entre los estudiantes entre diferentes comunidades autónomas.

También hablaba del estudio del inglés junto al español. “Hay que ir a los juzgados para hablar en español. El PP y el PSOE lo han permitido”, subrayaba. En este sentido, apuntaba que en Castilla y León “el sistema educativo es mejorable pero mejor que en otras comunidades autónomas”.

Sin embargo, comentaba que una de sus iniciativas será impulsar el inglés como lengua vehicular, en conjunto con el español y las lenguas cooficiales, en caso de que las haya. “No hay derecho a que las familias tengan que pagar por las extraescolares”, aseguraba. “Va a dejar de ser un sacrificio y empezar a ser un derecho”. Lo hará, añadía, con un programa piloto.

Albert Rivera también incluía en el paquete de medidas por la educación el impulso de la alta inspección del Estado dotándola económicamente y con recursos humanos. En este sentido, apostillaba que “los nacionalistas lo han desactivado”, por lo que es necesaria “para vigilar que los libros de texto no se manipulen”. “Quiero saber que se cumple la ley en cada aula de España. Las aulas no son para hacer referéndums ilegales ni para colgar símbolos independentistas, las aulas son el lugar para aprender”, añadía.

La última de las medidas en materia de educación es una Ley de Calidad y Transparencia Universitaria “para que nadie copie”, en referencia a las polémicas de Pedro Sánchez y Pablo Casado con su tesis y trabajo de fin de carrera, respectivamente. En torno a esta ley, el líder de Ciudadanos “pedía premiar a los que lo hacen bien” mediante bonus de financiación y un vínculo a la empleabilidad para aquellos que saquen mejores notas.

Por ello, Rivera pedía la confianza de los votantes “no para dividirles, sino para unirles y trabajar juntos en lo que nos une”. Subrayaba que en caso de que no gane las elecciones, “voy a ser útil en la oposición si los españoles quieren que esté en la oposición”. Prometía ser útil en cualquiera de los dos casos: “Vine a la política para hacer cosas. Es lo que voy a hacer, hablar más de educación y no de Francos y sus huesos”.

Economía y libertad de comercio para los empresarios


Albert Rivera mencionaba también la polémica noticia de los aranceles a España con Estados Unidos, una noticia que ha caído duramente sobre los exportadores del campo salmantinos. “La mejor manera de proteger nuestra economía es la libertad de comercio, no me gustan las barreras”. Por ello, proponía que la mejor opción es el acuerdo de libre comercio: “Los que tenemos buenos productos no tenemos que tener miedo. No quiero aranceles pero tampoco quiero ponerlos”.

Supresión del impuesto de sucesiones

Asimismo, el líder de la formación naranja se pronunciaba sobre la eliminación del impuesto de sucesiones, en el que en Castilla y León ya se han dado los primeros pasos en el Gobierno junto al Partido Popular. Apuntaba que mucha gente se va a beneficiar de esta medida que también se ha llevado a cabo en otras comunidades en las que gobierna Ciudadanos en coalición con otros partidos, como en Andalucía. “Me comprometo a hacer lo mismo en toda España, que sea lo mismo para todos”, ya que consideraba que no tiene sentido que haya sistemas diferentes en las comunidades.

Comentarios
Lo más