domingo. 26.01.2020 |
El tiempo

Baloncesto | Liga Femenina

Triunfo balsámico y esperanzador del CD Zamarat en Bembibre

Triunfo balsámico y esperanzador del CD Zamarat en Bembibre
Triunfo balsámico y esperanzador del CD Zamarat en Bembibre

Las naranjas empezaron el choque arrollando y consiguiendo un parcial inicial de 0-18. Pese a la pájara sufrida en los últimos instantes del primer cuarto y en el segundo parcial el CD Zamarat mejoró tras el descanso y acabó ganando con rotundidad en casa de un rival directo (54-67). Cornelius y Jespersen, claves en la victoria liderando el apartado anotador.

Llegaba el CD Zamarat a Bembibre con muchas urgencias y todas las obligaciones del mundo. Las naranjas eran conscientes que en el Bembibre Arena se jugaban la mitad de la temporada y que necesitaban ganar; no solamente por romper la mala racha y utilizar el triunfo como punto de inflexión, sino también por vencer en casa de un rival directo en la lucha por la permanencia.

Esa necesidad se transformó en un inicio zamorano arrollador. El 0-18 inicial daba muestra de la intensidad con la que la escuadra de Ángel Fernández inició el choque. Dornstauder y Jespersen lideraban el inicio estelar de un conjunto naranja que se puso 2-21 cuando habían transcurrido casi siete minutos del primer cuarto. Pero ahí llegó una importante pájara del CD Zamarat, que se desconcentró con la intensidad y la agresividad de las bercianas, que lograron irse al final del primer cuarto con 8-21.

Las malas sensaciones con las que acabó el primer cuarto se trasladaron al segundo parcial. El CD Zamarat ya no era el del primer cuarto y Bembibre tampoco, que empezó a anotar con más fluidez y le servía la presión alta para generar muchos balones perdidos en el bando zamorano. El 17-12 de parcial en el segundo cuarto llevaba el partido al descanso con un 25-33; bueno, teniendo en cuenta lo que se esperaba del choque, pero amargo dado que las de Ángel Fernández manejaron ventajas de hasta veinte puntos y Bemibre las llegó a reducir a los cinco en varios instantes.

Esa zozobra con la que se atravesó el segundo cuarto quedó, afortunadamente, en el vestuario, ya que el tercer parcial volvió a caer del lado zamorano. Los tiros libres, un triple de Jespersen y dos triples de Cornelius catapultaron al equipo naranja en el tercer cuarto (14-20), que logró entrar en el último parcial con 39-53. El choque estaba prácticamente hecho, dado el marcador tan bajo al que se estaba yendo el equipo local.

Además, nada más iniciar el cuarto parcial, otro triple de Cornelius y una canasta de dos de McPhee devolvía al CD Zamarat a una ventaja de 19 puntos. El partido no podía escaparse. La escuadra de Ángel Fernández debía mostrar sobre la cancha su madurez y aguantar diecinueve puntos de margen a falta de nueve minutos para el final. Pero el miedo a ganar hizo que el CD Zamarat no tuviera claro el triunfo hasta los últimos instantes. En ese tramo final, la distancia ya era irremontable para Bembibre y el CD Zamarat logró su segundo triunfo del curso (54-67), el primero con Ángel Fernández, que le devuelve las esperanzas de permanencia aunque se mantenga en descenso.

Comentarios