sábado. 26.09.2020 |
El tiempo

Fútbol | Tercera División

El Zamora sigue con su marcha militar

El Zamora sigue con su marcha militar
El Zamora sigue con su marcha militar

Los goles del capitán Dani Hernández ante el Real Burgos, el primero a la hora de partido y el segundo con el tiempo reglamentario ya cumplido, sirvieron a los rojiblancos para sumar otros tres puntos y alargar su racha ganadora hasta las 20 victorias. 

El Zamora no afloja el ritmo. Da igual el rival y da igual el escenario. Ya son veinte las victorias consecutivas que acumula el Zamora para pulverizar un récord que dejará a una altura casi inalcanzable para el próximo equipo que quiera batirlo. Nadie hasta ahora en la historia del Grupo VIII de la Tercera División había logrado encadenar veinte triunfos seguidos de manera consecutiva en una misma temporada.

La Arandina alcanzó justo esa cifra hace dos temporadas, pero fue uniendo dos campañas. Ahora el Zamora se ha empeñado en pulverizar registros, pero como medio y no como fin. Como medio de llegar en las mejores condiciones posibles a lo verdaderamente importante, el play off, y no con el fin de que su nombre quede en los libros de historia de los récords.

Este domingo en Burgos, el equipo de Movilla tuvo que afrontar un partido largo, principalmente por dos factores: el buen carácter competitivo del Real Burgos, pero sobre todo la falta de efectividad arriba.

La salida del Zamora fue en tromba. Los rojiblancos gozaron de cuatro ocasiones claras de gol: dos manos a manos, una se fue fuera y la otra la desbarató el portero, y dos balones al larguero. El Real Burgos se serenó pasado el minuto veinte y ahí se igualó un poco la contienda, aunque los castellanos no realizaron ni un solo tiro entre palos en la primera mitad.

Con el empate inicial comenzaba una segunda parte en la que el Zamora ganó todavía más presencia arriba. A los Rubiato, Dani, Zotes y Guille Perero que salieron de inicio en las ofensiva, se les unió Coque, que tuvo más proyección en banda y se convirtió en un atacante más. Zotes rozó el gol, pero su mano a mano se marchó rozando el palo. También Dani marró un mano a mano enviando el balón por encima del larguero.

El gol estaba al caer, Movilla sacaba a Garban y Valetín al campo por Zotes y Perero, y nada más salir el arquero le sacó sobre la línea un remate de cabeza al delantero leonés. Y pasada la hora de partido por fin el Zamora encontró su premio. Un remate de Rubiato se estrellaba contra el palo, pero Dani Hernández remachaba con rabia a puerta semi vacía para adelantar a su equipo.

El Real Burgos trató de estirarse pero no fue capaz de tirar entre palos ni una sola vez. Además, al filo del noventa, Dani Hernández convertía la segunda diana para el Zamora con un saque de falta directa, en una posición de córner abierto. El balón se coló por la escuadra del palo largo sobrepasando por encima al portero.

Al final, una victoria más que agranda la leyenda de un Zamora que el próximo sábado se medirá al Júpiter Leonés en el Ruta de la Plata a partir de las 18.30 horas.

Comentarios
Lo más