El Boletín Oficial de Castilla y León (Bocyl) publica este lunes la convocatoria de ayudas al alquiler de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente para 2017, con un presupuesto de 14,7 millones de euros, lo que supone un incremento del 30% y prácticamente triplica la de 2015 y multiplica por cinco la de 2014.

Las ayudas al alquiler se enmarcan dentro del Plan Estatal de Fomento del alquiler de viviendas, la rehabilitación edificatoria y la regeneración y renovación urbanas, el cual ha sido prorrogado hasta finales de este año. Como consecuencia de la prórroga, la cofinanciación del Estado y de la Comunidad de Castilla y León permitirá contar con un total de 24,3 millones de euros destinados a la política de vivienda.

Esta nueva convocatoria continúa dando prioridad a los colectivos más vulnerables como son las personas y unidades familiares con ingresos inferiores al IPREM, al no requerir un mínimo de ingresos. El periodo subvencionable será el comprendido entre agosto de 2016 hasta julio de 2017 y estas ayudas serán compatibles para los beneficiarios de las subvenciones destinadas al alquiler de vivienda 2014, alquiler social 2015 y alquiler 2016 ya que no coincide el periodo subvencionable.

Al igual que en la convocatoria anterior, se mantiene el límite máximo de ingresos en 2,5 veces el IPREM, aunque, en función de las solicitudes presentadas y las disponibilidades presupuestarias, excepcionalmente se podría llegar hasta las tres veces el IPREM. Se permiten los cambios de domicilio dentro del territorio de la Comunidad de Castilla y León durante la tramitación de la solicitud y no solo cuando se adquiera la condición de beneficiario y se mantiene el porcentaje de subvención en el 40 % de la renta anual con un límite máximo de 2.400 euros anuales, que son los parámetros máximos que permite el Real Decreto de prórroga del Plan Estatal de Vivienda.

Comentarios