domingo. 20.05.2018 |
El tiempo

UPA-COAG lamenta “la considerable pérdida de renta en el sector agrario por los bajos precios percibidos”

UPA-COAG lamenta “la considerable pérdida de renta en el sector agrario por los bajos precios percibidos”
La Alianza por la Unidad del Campo formada por UPA y COAG ha realizado balance en el marco de un año complicado marcado por los bajos precios de las materias primas, las negociaciones de la nueva PAC, la Ley Agraria o el Plan de Desarrollo Rural

Renta agraria

La Renta Agraria en términos corrientes ha disminuido en un 7 % en la primera estimación para 2014. Es el propio Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente el que  ha publicado la primera estimación de las principales cifras económicas del sector agrario en el año 2014, donde se recoge que la Renta Agraria en términos corrientes ha disminuido un 7,1 %.  La Rama de Actividad Agraria a precios básicos disminuye en valor (-3,9 %); descendiendo la producción vegetal (-7,2 %), mientras que la producción animal aumenta (0,8 %). En la producción vegetal, la disminución (-7,2 %) en valor se debe fundamentalmente al descenso de los precios (-9,8 %). En la producción animal, el incremento en valor (0,8 %) se debe fundamentalmente al aumento de las cantidades producidas (1,7 %), compensando en parte la disminución de los precios en su conjunto (-0,9 %).

Producciones agrícolas

Entre las producciones agrícolas que terminaron en positivo se encuentra la remolacha, con rendimientos históricos y resultados muy buenos si termina la campaña sin sobresaltos por inclemencias climatológicas. Otro sector agrícola que también puede calificarse como razonablemente bueno en producción y precio ha sido el viñedo.

En el lado negativo se encuentra el sector cerealista. A la mala cosecha hay que sumarle los bajos precios en todas las variedades. UPA-COAG califica de “catastrófico” el cultivo de la patata, “que aún teniendo rendimientos altos ha sufrido el hundimiento de los precios hasta el punto de poder calificar la campaña como una de las peores de la historia”. En esta misma línea se puede colocar al cultivo del girasol, “con bajos rendimientos y precios ruinosos”.

Producciones ganaderas

A juicio de la Alianza la ganadería ha sufrido “un año complicado al arrastrar los productores una situación de incertidumbre”. Es el caso del vacuno de leche, con una caída de precios en los últimos meses y la sombra de tener que soportar multas por sobrepasamiento de producción. El 2014, sin embargo, ha sido un año positivo para los ganaderos de ovino de leche y de caprino. 

Costes de producción

Los altos costes de producción (energía eléctrica, gasóleo, fertilizantes o fitosanitarios) han afectado seriamente a las rentas del sector debido al incremento de estos `inputs´, mientras que los precios de las producciones se han hundido y por lo tanto no han podido equilibrar la cuenta de resultados.  

Precios origen-destino

Por otro lado, a lo largo del 2014, denuncian, “hemos vuelto a sufrir el abusivo diferencial de precio entre origen y destino, unido a la especulación con los productos agrarios por parte de los intermediarios y almacenistas, así como las prácticas de ventas a pérdidas y los abusos de la industria y la distribución en las negociaciones comerciales con los agricultores y ganaderos por la falta de equilibrio en la cadena de valor”.

PAC

2014 ha sido el año en el que la Comisión Europea y el Ministerio de Agricultura han avalado definitivamente la pervivencia de la figura del  agricultor de sofá, y por lo tanto del perceptor de ayudas que no tiene actividad agraria real y que desde luego no es profesional del sector agrario. Para la Alianza “se han tirado por tierra todas las expectativas que se habían generado respecto a una reorientación de la PAC a favor del  `agricultor activo´ y de un modelo social y profesional agrario, sostenible y de futuro, para nuestro país”.

PDR

La Alianza UPA-COAG además en el 2014 ha sido especialmente crítica en las políticas llevadas a cabo desde el Ministerio de Agricultura en un tema crucial como los fondos del PDR 2007-2013. Varios actos de protesta protagonizados por la organización en Valladolid  para exigir el cumplimiento del techo de gasto en el 2014 han sido protagonistas a lo largo de este año “para que el sector agrario regional perciba lo que le corresponde en ayudas tan importantes como las de incorporación, modernización, cese anticipado, zonas desfavorecidas, agroambientales y otras”.

Ley agraria

La aprobación de la Ley Agraria ha permitido agrupar bajo una única norma con rango de ley toda la dispersa legislación que afecta a la actividad agropecuaria, que puede contribuir a clarificar y mejorar las relaciones entre los diferentes agentes que actúan en el medio, aportando una mayor seguridad jurídica a los profesionales del sector. Sin embargo,  UPA-COAG  estima que la nueva Ley “ha desaprovechado una oportunidad de oro para situar en el centro de las políticas agrarias, al menos las que dependen de Castilla y León, a los auténticos profesionales de la agricultura y la ganadería, tal como los definimos en el documento de consenso que elaboramos en nuestra comunidad autónoma con motivo de la aplicación de la nueva PAC”.

Comentarios