lunes. 21.05.2018 |
El tiempo

Gran Canaria se exhibe en ataque ante la bochornosa imagen del Zamarat 53-87

Gran Canaria se exhibe en ataque ante la bochornosa imagen del Zamarat 53-87
La igualdad marcó un primer cuarto en el que el mayor acierto de Gran Canaria no sirvió a las visitantes para distanciarse en el marcador, gracias a dos triples consecutivos de Durbin que por un momento pareció encontrar el acierto que no ha tenido hasta la fecha. El intercambio de canastas dejó el 18-20 en el marcador, cuando aún era difícil imaginar lo que ocurriría en los siguientes minutos.

El segundo cuarto fue un auténtico recital de las canarias, dirigidas por una sensacional Yurena Díaz que amoldó el ritmo del partido a su interés, ofreció su mejor versión en ataque y ejemplificó la perfección del juego de ataque de su equipo. Nuria Mateos sustituyó a Marina con la expectativa generada tras sus buenos minutos ante UPV, sin embargo perdió rápido un balón al bote ante Yurena en los peores momentos de las naranjas, que encajaron un parcial de 0-12 en sólo 2.20 minutos de juego y sin que Juan de Mena parara el partido antes. Tras el tiempo muerto y sin alternativas tácticas, el Zamarat no logró anotar ningún punto hasta mediado el cuarto cuando sumaron un tiro libre. El cuarto terminó con un parcial de 9-33 para las canarias, con 19 puntos de Díaz.

Pero más negativo que el abultado parcial fue la lesión de Marina Delgado en la rodilla que le ha dado serios problemas en las últimas semanas, al chocar con Vega Gimeno en la lucha por un balón.

Con el 27-53 en el marcador se llegó al descanso, con una sensación de incomparecencia de las naranjas, que sin Van den Adel, Pirsic y Manzanares lesionadas, tampoco podían contar con Delgado en la segunda parte, en un pabellón Ángel Nieto con poco más de 300 espectadores y frío en la temperatura y el ambiente.

El tercer cuarto continuó con la dinámica del partido, con el Zamarat defendiendo muy mal las situaciones de uno contra uno y el Gran Canaria asentando su defensa sobre el control del rebote y el dominio en la zona.

A falta de cuatro minutos y con 36-64 en el marcador, Montalvo puso presencia nacional en el quinteto naranja desde la lesión de Marina en el segundo parcial.

Un triple de Cabrera aumentó la máxima del partido y superó los treinta puntos, 36-67. Con el partido roto las naranjas se olvidaron del juego colectivo y la circulación de balón despareció para dar paso a situaciones más individuales, con lanzamientos precipitados en muchas ocasiones.

El recital de Yurena Díaz pasó en este tercer cuarto por hacer jugar a sus compañeras y aprovechar la mayor atención que tenía la defensa del Zamarat sobre ella para asistir tiros liberados. El 41-74 tras 30 minutos de juego sólo permitía al Zamarat aspirar a maquillar el resultado.

En el último cuarto redondeó su gran actuación Iris Junio, jugadora cadete que ya deslumbró la pasada temporada y que está dando un paso adelante, defendiendo a Mieloszynska a la perfección y siendo la más valorada del partido, con 14 puntos y 17 rebotes para 30 de valoración. A los 26 puntos con los que terminó Díaz se sumaron los 17 de Parks y los 14 de Vega Gimeno.

La fatiga por la merma en las rotaciones hizo que la selección de tiro del Zamarat fuese mala hasta el final del partido, aunque las últimas canastas en los dos minutos finales bajaron la diferencia de cuarenta puntos, 53-87.

Comentarios
Lo más